Paris Hilton contará intimidades de su vida en un documental autobiográfico



¿Se acuerdan de Paris Hilton? La heredera del imperio hotelero supo tener sus quince minutos de fama años atrás: era una de las celebridades que, sin mérito alguno más que sus millones de dólares, poblaba las noticias con sus extravagantes ocurrencias. Adelantada a su tiempo, fue una influencer antes de la explosión de las redes sociales.

Y ahora quiere volver a recuperar ese lugar. El 14 de septiembre se estrenará, en YouTube, el documental autobiográfico This is Paris, en el que la bisnieta del fundador de los hoteles Hilton promete contar una faceta desconocida de su historia: “Nunca me abrí tanto sobre mi vida, pero finalmente estoy lista para compartir mi verdad”, escribió en Instagram.

Parece que no todos sus días fueron de despilfarro, lujo y viajes por destinos paradisíacos. La película, dirigida por Alexandra Dean (Bombshell: The Hedy Lamarr Story, 2017), revela algunos episodios de maltrato verbal y psicológico que Paris habría sufrido en la adolescencia mientras estudiaba en un internado.

Paris Hilton está por estrenar un documental autobiográfico. Foto: DPA.

A los 39 años, parece que Paris está lista para revisar en público los traumas de su pasado. Y se despega de la imagen de frivolidad que supo cultivar hasta hace no mucho tiempo, cuando aparecía enjoyada, vestida con primerísimas marcas, cargando perritos de diva y armando escandaletes en cada lugar que pisaba.

“Aunque en esas ocasiones estaba interpretando un papel y el mundo entero cree que me conoce, a veces ni yo misma sé quién soy. Siempre estoy mostrando esa fachada de estar feliz o tener una vida perfecta. Estoy tan acostumbrada a que me guste interpretar el personaje de Paris Hilton, que al final me resulta difícil ser normal”, dice.

La palabra que mejor la define es heredera. O empresaria. Fue o intentó ser actriz, DJ, modelo, cantante, escritora y diseñadora, entre otros oficios más o menos vagos. Lo concreto es que tiene una fortuna estimada de 1.300 millones de dólares y, desde hace unos años hasta el estreno de este documental, había bajado el perfil.

Parece estar de regreso, pero con una imagen más reflexiva e introspectiva. Por eso, en This is Paris ahonda en una niñez no tan resplandeciente como todos creerían: “Nunca le conté a nadie algo que pasó en mi infancia. Todavía tengo pesadillas. Dicen que la mente puede olvidar los traumas, pero el cuerpo no. Se queda atrapado en uno”.

Según dice la rica heredera en el documental, nunca pudo tocar este tema con su familia. “Cada vez que lo intentaba, me castigaban”, cuenta, con su madre sentada a su lado. La mujer no puede contener las lágrimas al oír estas palabras.

Pero, ¿de qué está hablando Paris? En una entrevista que le dio a la prestigiosa revista People, la rubia dio algunos detalles más sobre los abusos a los que alude el trailer de This is Paris. Primero recordó su etapa rebelde: “Me escapaba para ir a fiestas y a discotecas. Mis padres eran tan estrictos que provocaban que quisiera rebelarme. Me castigaban quitándome el celular, la tarjeta de crédito, pero nada funcionaba”.

Paris Hilton posando con habitantes del pueblo de San Gregorio Atlapulco, en la delegación Xochimilco (México), que fue afectado por un sismo. Foto EFE

Ese comportamiento hizo que la mandaran a una serie de internados. El último de ellos fue la Provo Canyon School, en el estado de Utah (Estados Unidos). “Cuando llegué sabía que iba a ser peor que cualquiera de los otros colegios en los que había estado previamente. Desde el momento en que me despertaba hasta que me iba a dormir, tenía gente gritándome en la cara. Era una tortura continua”, contó.

Y agregó: “La gente que trabajaba ahí nos decía cosas terribles. Constantemente te hacían sentir mal sobre vos misma, te hacían bullying. Creo que su objetivo era quebrarnos. También eran físicamente abusivos, nos pegaban y nos estrangulaban. Querían que reinara el miedo entre los chicos para que estuviéramos demasiado asustados como para desobedecerlos”.

Todo podría ser una invención de Hilton para victimizarse y volver a ser noticia, pero en el documental aparecen tres de sus excompañeros respaldando sus declaraciones. Y agregan detalles sobre cómo los mortificaban, llegando incluso a aislarlos en confinamiento solitario. “Usaban eso como castigo, a veces nos tenían encerrados veinte horas en un día. Tenía ataques de pánico y lloraba todos los días. Era muy desgraciada, me sentía una prisionera y odiaba la vida”, asegura Hilton.

Los años locos: Paris Hilton, Britney Spears y Lindsay Lohan, de parranda.

Su estremecedor relato continúa: “Estábamos aislados del mundo exterior. Y cuando intenté decírselo a mis padres una vez, me metí en tantos problemas que tenía miedo de volver a hablar. Me arrebataban el teléfono o rompían cartas que escribía, diciéndome: ‘Nadie te va a creer’. Y el personal les decía a los padres que los chicos estaban mintiendo. Así que mis padres no tenían idea de lo que estaba pasando”.

En 1999, después de cumplir 18 años, Paris Hilton dejó la escuela, volvió a Nueva York y no contó nada de lo que había sufrido. Así explicó su silencio: “Estaba muy agradecida de haber podido irme de ahí. Tanto que ni siquiera fui capaz de recordar lo vivido y contarlo. Era algo que me avergonzaba y no quería revelar”.

La millonaria está en pareja con Carter Reum, un hombre de su misma edad al que los medios definen vagamente como “emprendedor”. Como la nueva Paris, la pareja mantiene el bajo perfil y no tiene nada que ver con las tormentosas relaciones de la chica en el pasado, una larga lista que incluye los nombres de Rick Salomon, Jason Shaw, Nick Carter, Paris Latsis, Chris Zylka o River Viiperi.

Mirá también Mirá también

SL

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

IMAGESLOVER Photo Flip Day 1 CLip art of Flip Day 2