La cuestión racial desata una polémica en los Premios BAFTA



De un tiempo a esta parte, las cuestión de género suele ocupar un espacio de gran visibilidad en las previas y durante las entregas de los premios más importantes del mundo artístico. Pero de cara a la próxima edición de los Oscar y de los BAFTA, algo así como su equivalente británico, está claro que no será la única.

Es que, a partir de haberse dado a conocer la lista de los nominados por la Academia Británica de Artes Cinematográficas y Televisión, y también la de sus pares estadounidenses, todo indica que el tema racial también marcará presencia, y de hecho ya se cobró la participación de una artista en la entrega que se llevará a cabo en Londres el 2 de febrero.

La actriz y cantante Cynthia Erivo, que había sido convocada para cantar durante la entrega de los BAFTA su tema Stand Up, declinó la propuesta, y fundamentó con contundencia su decisión en la falta de “gente de color” entre los nominados.  

“Sentí que (la lista) no representa a las personas de color con el espacio que corresponde”, dijo la protagonista de Harriet, en conversación con Extra. Y agregó: “Sentí que me estaban llamando como una ‘entretenedora’ en lugar de ser invitada como una persona que es parte del mundo del cine. Y creo que es importante dar a entender que no soy algo que se puede usar como un truco para animar la fiesta”.

Disconforme. “Sentí que me estaban llamando como una entretenedora”, dijo Cynthia Erivo, al rechazar la invitación a presentarse en los Premios BAFTA.

La actriz, cuyo nombre completo es Cynthia Onyedinmanasu Chinasaokwu Erivo, nacida en Stockwell (Londres) en 1987 de padres nigerianos, que en el filme interpreta a la abolicionista Harriet Tubman, señaló que trabaja duro, como cada persona “de color” que estuvo involucrada en las producciones cinematográficas de este año. “Y hay muchos de ellos que merecen ser celebrados”, concluyó. 

De algún modo, la reacción de Erivo está estrechamente relacionada con la ausencia, entre los candidatos a los premios, de actores que obtuvieron excelentes críticas por sus trabajos en distintas películas, que sí fueron considerados, por ejemplo, en la entrega de los Globos de Oro, como Jennifer Lopez, Lupita Nyong’o, Antonio Banderas y Eddie Murphy, entre otros. Esto desencadenó en las redes sociales el hashtag #BAFTASoWhite, es decir, “BAFTA tan blanco”.

El comité organizador de los premios no esquivó el tema. “Nos hubiera gustado ver más diversidad en las nominaciones; sigue siendo un problema de toda la industria”, dijo la directora de BAFTA, Emma Baehr, a The Hollywood Reporter. Y agregó: “Pero tampoco quiero quitarles mérito a los que celebran hoy ”.

Cynthia Erivo, en los BAFTA 2019. Foto: Reuters/Toby Melville.

En el caso de los Oscar, en cambio, Erivo, que se destaca en la recientemente estrenada The Outsider, fue nominada en dos categorías: mejor canción, por Stand Up, y mejor actriz, por su encarnación de Harriet Tubman. Una decisión de la Academia que Erivo recibió con entusiasmo.

“Recibir dos nominaciones al Oscar por una película que rinde homenaje a Harriet Tubman, una persona cuyo corazón y espíritu son la encarnación del coraje, hace que las noticias de esta mañana superen cualquier cosa que haya podido imaginar”, declaró apenas supo la noticia.

Pero la artista, de 33 años, es la única persona “de color” que integra la lista, y no ocultó su disconformidad al respecto. “No es suficiente que yo sea la única. Simplemente no lo es” , dijo a The New York Times. 

A partir de su doble nominación, es probable que Erivo sea invitada a actuar en la gala de los premios, que se llevará a cabo el 9 de febrero en Los Ángeles. Pero la cantante señaló que no se trata de decir que sí sin pensarlo. “Quiero asegurarme de que la canción sea bien presentada y celebrada”, respondió, cuando le preguntaron si aceptaría cantarla.

En caso de llevarse una estatuilla, Erivo se convertirá en la actriz más joven en unirse al club EGOT, un grupo selecto de artistas que consiguieron un Emmy, un Grammy, un Oscar y un Premio Tony. Erivo ya tiene los otros tres por su trabajo en The Color Purple.

Cynthia Erivo estuvo presente en la edición número 77 de los Premios Globo de Oro, que se llevaron a cabo el pasado 5 de enero. Foto: Jordan Strauss/Invision/AP

Durante su existencia, la Academia no estuvo exenta de críticas, e hizo esfuerzos para poder cambiar la tendencia de que todos los nominados sean blancos. En 2015 y 2016 ningún artista de color estuvo entre las categorías, y el hashtag #OscarSoWhite llenó Twitter.

Todas las miradas apuntaban a los integrantes del comité, que en ese entonces estaba formada por hombres blancos con un promedio de 70 años. Para demostrar la intención de apostar a la pluralidad, se incorporaron 322 nuevos miembros pero por ahora parece que las cosas no han cambiado demasiado.

Mientras tanto, en los útlirmos días se conoció la confirmación de que Spike Lee será el primer presidente negro del festival de Cannes. ¿Una decisión política? “No, fue un mensaje de universalidad”, dijo Thierry Fremaux, organizador del festival.

E.S.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *