homenaje en vida a Diego Luna

Suele decirse que los homenajes hay que hacerlos en vida, pero el caso de Diego Luna tal vez esté cerca de algún récord: a los 41 años, será el ganador más joven del Premio Platino de Honor. Lo recibirá este domingo 3 de octubre en el Palacio Municipal de Madrid, donde se realizará la octava edición de estos reconocimientos al cine y el audiovisual iberoamericano.

De esta manera, el actor, director y productor mexicano se sumará a una lista que integran Raphael, Adriana Barraza, Edward James Olmos, Ricardo Darín, Antonio Banderas y Sonia Braga, los anteriores homenajeados por estos premios, que se volverán a hacer de forma presencial después de un paréntesis por la pandemia en 2020, cuando tuvieron que ser virtuales. TNT televisará la ceremonia desde las 17. 

“Pues sí me siento viejo, pero eso ya me pasa todas las mañanas, no puedo echarle la culpa al premio”, bromeó Luna en diálogo con la agencia EFE. “Lo agradezco muchísimo porque los reconocimientos está bien que lleguen cuando todavía puedes hacer cosas, cuando significan algo en tu carrera y te pueden motivar a seguir y tomar nuevos retos”.

Pan y Circo es la serie que conduce Diego Luna para Amazon Prime Video.

Pan y Circo es la serie que conduce Diego Luna para Amazon Prime Video.

“Y a mí me llega en un momento en el que siento que tengo mucho que hacer y explorar. Y me recuerda también que empecé muy joven, a hacer teatro a los seis años y cine a los once. Pero no vengo cansado ni harto, sino al revés”.

Una vida actuando​

Su precoz vínculo con la actuación se explica por ser hijo de una pareja vinculada a las artes escénicas. Su padre es el arquitecto y académico Alejandro Luna, un reconocido escenógrafo que también supo ser director de arte en varias películas. Su madre fue la diseñadora de vestuario británica Fiona Alexander, muerta en un accidente de tránsito cuando Diego apenas tenía dos años.

A esa edad ya había aparecido como extra en Antonieta (1982), de Carlos Saura, la última película en la que trabajó su madre. Después, a los siete, llegaría una pequeña actuación en la serie mexicana Carrusel; a los ocho, el cortometraje El último fin de año; y ya a los diez tuvo su primer papel importante en otra tira mexicana, El abuelo y yo.

Alfonso Cuarón, Diego Luna, Gael García Bernal y Maribel Verdú en el Festival de Venecia, en 2001. Foto AFP

Alfonso Cuarón, Diego Luna, Gael García Bernal y Maribel Verdú en el Festival de Venecia, en 2001. Foto AFP

Ahí conoció a quien tal vez sea su mejor amigo dentro de la industria: su compinche y socio Gael García Bernal. Fue junto a él que trascendió las fronteras mexicanas, con el triángulo amoroso que completaba Maribel Verdú en Y tu mamá también (2001), de Alfonso Cuarón. Se estrenó en el Festival de Venecia, estuvo nominada al Oscar al mejor guion original y ubicó a sus jóvenes protagonistas en el mapa del cine mundial.

Entre Spielberg​ y Francella

Luna no tardó mucho en poner un pie en Hollywood, donde tiene una carrera dispareja. Su debut fue en Vampiros: Los Muertos, fallida secuela del clásico dirigido por John Carpenter, con Bon Jovi en un insólito papel protagónico. Entre otras, después se lo vio en Frida, con Salma Hayek; La terminal, con Tom Hanks y dirección de Steven Spielberg; y Elysium, con Matt Damon y Jodie Foster.

También fue parte de Criminal, la malograda remake estadounidense de Nueve reinas, en el papel que en la original hizo Gastón Pauls; y de Un día de lluvia en Nueva York, la película que Woody Allen no pudo estrenar en los Estados Unidos por culpa del #MeToo.

Con su “cuate” García Bernal se reunieron en 2008 en Rudo y Cursi, donde el tercero en discordia era Guillermo Francella. Pero su trabajo conjunto en la industria va más allá: en 2005 lanzaron el festival de cine documental nómada Ambulante, y al mismo tiempo fundaron su productora, que primero fue Canana y desde 2018 es La Corriente del Golfo.

Diego Luna, con Steven Spielberg en "La terminal".

Diego Luna, con Steven Spielberg en “La terminal”.

El 8 de octubre se estrena en Amazon Prime Video el más reciente hijo de la productora: el primero de cuatro especiales de Pan y Circo. Es un programa en el que Luna hace de Mirtha Legrand: es anfitrión de una comida en la que discute sobre temas de actualidad mexicana y mundial con diversos especialistas.

Tormenta en México

Pero no son todas buenas noticias. Hace unos días Luna y García Bernal estaban en boca de todo México a raíz de un informe publicado por el portal Regeneración. Ahí aparecían presuntos documentos sobre donaciones de casi 8,5 millones de dólares que la Asociación Ambulante habia recibido durante los gobiernos de Felipe Calderón (2006-2012) y Enrique Peña Nieto (2012-2018).

La entidad aclaró que “todos los fondos que recauda Ambulante son para uso exclusivo de sus operaciones y su objeto social” y que García Bernal y Luna no recibieron un solo peso, ni salarios, ni compensaciones, como de manera errónea y sin evidencia se ha difundido en algunos medios “.

Gael Garcia Bernal, Salma Hayek y Diego Luna en Cannes 2016. Foto EFE

Gael Garcia Bernal, Salma Hayek y Diego Luna en Cannes 2016. Foto EFE

En diálogo con EFE, Luna prefirió no ahondar en el tema: “Trato de no pensar en eso. Yo más bien lo que agradezco es la cantidad de tiempo que llevo trabajando, haciendo lo que me gusta, llegando a ciertos públicos, conquistando espacios y acompañando a otras voces “.

Y concluyó: “No tengo nada que decir realmente al respecto porque para mí la sensación de logro, el éxito, está en otro lado. Está en poder experimentar esa libertad de sentirme creativo y libre de contar y ser quien quiero ser. Y eso lo he sentido siempre”.

WD

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *