El rating de TV: así fue la batalla del sábado entre Juana Viale y Andy Kusnetzoff



Juana Viale y Andy Kusnetzoff volvieron a dar pelea por el rating del prime time del sábado

Juana Viale y Andy Kusnetzoff dieron pelea nuevamente por el rating del prime time de los sábados, con La noche de Mirtha de eltrece, y PH: Podemos Hablar de Telefe. En esta oportunidad, y a diferencia de otras ocasiones, la batalla estuvo muy pareja, con una leve ventaja para el ciclo que comanda Andy.

Podemos hablar hizo 8 puntos de rating promedio, mientras que La noche de Mirtha hizo 6.4. En cuanto a los picos de ambos ciclos, PH logró uno de 9.5; y La noche de Mirtha, uno de 7.9.

En lo que respecta a los invitados, Andy les dio la bienvenida a su programa a Magui Bravi, Luis Novaresio, Luciano Cáceres, Fabián Cubero, y Adriana Salgueiro.

Juana, por su parte, tuvo en su mesaza a Jairo, Pablo Rossi, Matías Bagnato y Mateo Salvatto.

Momento de confesiones

Como suele suceder en Podemos Hablar, los invitados compartieron relatos de sus vidas, como fue el caso de Luciano Cáceres.

El actor reveló que hace dos años tuvo que hacerse un ADN para confirmar su identidad debido a la complicada historia entre sus padres, protagonistas de un amor prohibido.

“Mi padre era actor y director, estaba casado con la mamá de mi hermano mayor. Mi madre estaba casada con un ingeniero. Mi padre durante la semana vivía en un teatro independiente y dormía sobre el escenario, sacaba los colchones y los ponía ahí arriba, pero a su vez tenía un laburo en la municipalidad en donde trabajaba mi madre. Fueron amantes, pero con mi llegada se unieron para siempre”, contó.

Sin embargo, dos años atrás, un hombre le reclamó su paternidad. “Estaba haciendo teatro en Mar del Plata y me llega un mensaje diciendo que este señor, que estuvo casado nueve años con mi mamá, reclamaba la paternidad. Fue por medio de un familiar de él, que me decía que durante 41 años de su vida le habían prohibido la posibilidad de criarme y que era mi padre”, relató, y añadió que tiene dos partidas de nacimiento. “Cada una con apellidos distintos, uno Cáceres y otro con otro nombre”, prosiguió, y contó que efectivamente se hizo un ADN. “Lo que le dije a este señor fue, ‘mirá, yo no quiero conocerte hasta no hacerme un ADN’. Viajé de Mar del Plata a Buenos Aires para hacerme el estudio y me dio 0% de posibilidades”, compartió el actor.

Conforme a los criterios de

Más información

ADEMÁS





Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *