El Ballet del San Martín inició su temporada con dos obras en el hall



El Ballet Contemporáneo del San Martín inauguró la temporada 2020 de un modo francamente abierto: las dos obras programadas por los directores de la compañía, Andrea Chinetti y Miguel Elías, fueron concebidas especialmente para el espacio del Hall Central. Laura Figueiras y Carla Rímola, que trabajan juntas desde hace una década, crearon Bajo el signo de Saturno, con la que se abrió el programa; Josefina Gorostiza lo cerró con Fervor, hacer de la danza un acto de ardor.

Las dos obras habían tomado forma durante el proceso de ensayos a partir de improvisaciones de los bailarines del San Martín. Es decir, los intérpretes aportaron lo que se denomina el “material” coreográfico y sobre ese material las coreógrafas organizaron y establecieron las secuencias y secciones de las respectivas piezas. A pesar de esta coincidencia, Bajo el signo de Saturno y Fervor no podrían ser más diferentes, porque los puntos de partida fueron prácticamente opuestos. La primera nació de un tema muy vasto pero muy específico: la historia del Ballet del San Martín. La segunda, de la pura cualidad energética del movimiento.

Figueiras y Rímola encontraron ideas potencialmente productivas en la historia del Ballet del San Martín: por un lado, secuencias de clases de técnica de danza, que forman a un bailarín y también son su entrenamiento diario profesional; y por el otro, secuencias de coreografías que en distintas épocas y por distintos autores fueron bailadas por la compañía. Bajo el signo… propone además una analogía con el movimiento del cosmos (hay textos y proyecciones sobre el techo del Hall), un poco difícil de seguir. Por otro lado, el propósito de recoger momentos del repertorio histórico del Ballet del San Martín, tan grande y tan heterogéneo, ofreció sus dificultades. En otras palabras: no siempre es fácil pasar de ideas abstractas a su concreción escénica, y esta obra, muy honesta y hermosamente bailada, puede ser más claramente comprendida en sus intenciones por quienes hayan estado en contacto con el Ballet del San Martín a lo largo de décadas y que reconozcan de dónde proviene lo que están viendo.

“Bajo el signo de Saturno”, por el Ballet del San Martín.

Fervor, por su parte, pertenece al mismo universo que abordó Josefina Gorostiza en una obra anterior, Coreomanía, estrenada hace dos años con un grupo independiente. Es en cierta forma un ejercicio aeróbico o de resistencia física acompañado por los sonidos “tecno” que brotan de la consola de un DJ en escena. Secuencias de movimientos muy apoyadas en la pulsación invariable de la música son ejecutadas por todos los bailarines al unísono y se alternan con secuencias individuales bien de frente al público. Una fórmula sencilla, sostenida por el esfuerzo descomunal de los bailarines.

Una imagen de “Fervor”, por el Ballet del San Martín.

Ficha

Ballet contemporáneo del San Martín

Calificación: Buena

“Fervor”, un ensayo de la obra que puede verse en el Hall del San Martín.

Directores: Andrea Chinetti y Miguel Elías.

Bajo el signo de Saturno

De: Laura Figueiras y Carla Rímola Música: Pablo Berenstein

Fervor

De: Josefina Gorostiza. DJ: Kchi Homeless

Sala: Hall del Teatro San Martín, Corrientes 1530, entrada libre Funciones: sábados y domingos a las 18 hasta el último domingo de marzo.

Mirá también

WD

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *