Diego Torres homenajea a su mamá, Lolita, con Quédate: “Ella sigue digitando todo”



Entre Diego Torres y Rusia existe una relación que viene de lejos, desde cuando muy pequeño acompañaba a su mamá, Lolita, durante sus giras, que recuerda que a veces duraban hasta tres meses. Raids que incluían presentaciones en Moscú y San Petesburgo, pero también en lugares como Kazajstán y otros puntos bien alejados de la entonces capital soviética.

“Era un pueblo que venía de mucho sufrimiento, y desde que viajó por primera vez al Festival de Cine de Moscú (en 1961) la amaron”, cuenta Diego desde Bogotá, donde además de grabar nuevo material aprovecha para escribir futuras canciones junto a “compositores amigos”.

Y desde donde comparte con Clarín el lanzamiento de Quédate, su flamante tema compartido con el cantautor ruso Leonid Agutin, inspirado en “esas personas que han marcado nuestras vidas y siguen presentes” y concebido como un homenaje a Lolita, a un mes de que se cumplan, el próximo 26 de marzo, los 90 años de su nacimiento.

Frente a frente, Agutin y Diego Torres. El ruso mandó la propuesta y la base, el argentino le puso letra y arreglos, y juntos facturaron la canción que homenajea a Lolita Torres.

Agutin es uno de los artistas populares más exitosos de Rusia, amante de la música latina y protagonista de una trayectoria contemporánea a la de Torres, con quien entró en contacto a través de un productor amigo del argentino que le propuso participar del nuevo álbum de su par ruso, y con quien, destaca, pegó muy buena onda.

Así nació la idea de Quédate, cuyo video registra momentos de la grabación del tema intervenidos por distintas escenas de películas de la legendaria Lolita. “Ese trabajo de recopilación de imágenes de mamá lo hicieron los rusos”, explica Diego, que sostiene que todo se trata de una causalidad, y sentencia: “Ella sigue digitando todo”.

Para el cantante, la experiencia es de algún modo una devolución del amor que él y sus hermanos sienten que el pueblo ruso le brindó a su madre, quien, como el propio Diego acuerda, vivió algo parecido al fenómeno que actualmente experimenta en la región Natalia Oreiro, pero 50 años antes.

Diego Torres y Leonid Agutin, grabando la versión en castellano de “QUédate”. ¿Se viene una en ruso?

“Nunca más volví a ver esas caras; las de un pueblo que había atravesado la guerra y que había sufrido mucho. No estamos acostumbrados, excepto por quienes combatieron en Malvinas, a ver esos rostros, a escuchar esas historias”, dice el cantante, que especialmente rescata una de las muchas anécdotas que le dejaron aquellos viajes.

“Tengo presente la imagen de la gente esperando a mamá a la salida de los conciertos; ella en la puerta del bus, saludando y recibiendo los flores y los regalos que le traían. En una de esas ocasiones, me señaló a un hombre que estaba enfrente, y me dijo que le prestara atención. Vestido con el uniforme de guerra, con sus condecoraciones, él la miraba de una manera muy especial; hasta que se acercó, se quitó las medallas y se las dio a mamá, se arrodilló, le tomó la mano y se la besó”.

Lolita y Diego, un vínculo que se mantiene inalterable a través de las canciones y el recuerdo. (Archivo)

Desde el otro lado de la línea, la voz de Diego llega entrecortada y quebrada. “Era tan diferente a lo que se veía en otros lugares. No puedo dejar de vivirlo cada vez que lo recuerdo. Y cada vez que mamá volvía a ese lugar, el hombre estaba ahí, con esa mirada de respeto y amor. Y nosotros, como hijos, veíamos eso. Por eso para mí es muy simbólico este tema, y que ellos entiendan lo que significa”, completa.

Y rescata entonces de los recuerdos familiares el encuentro de su madre con el cosmonauta soviético Yuri Gagarin, el primer ser humano que llegó al espacio, quien le contó a la cantante y actriz que había escuchado sus canciones durante todo su entrenamiento previo antes de su travesía espacial, y concluyó: “La primera música que llegó al espacio es la que llevé en mi mente y en mi corazón. Es decir, su voz”.

Fina estampa. Cantante y actriz, su fama se expandió por toda Rusia.

Por todo eso, dice el cantante, es tan especial el estreno de Quédate, en parte un homenaje, y en parte también el punto de partida de un nuevo capítulo en su carrera, que tendrá a Rusia como escala futura. “Me quieren llevar en el verano… Y creo que la voy a tener que cantar en ruso; vamos a ver cómo me sale”, cuenta, se ríe con ganas y concluye: “¡No me la voy a perder!”

E.S.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *