Curb Your Enthusiasm 10: incorrección política al palo



Sólo un tipo con la espalda de Larry David puede hoy animarse a hacer humor con tópicos incómodos como el feminismo, el racismo o el movimiento #MeToo. Ya desde Seinfeld, para muchos la mejor sitcom de todos los tiempos, el creador de la serie solía jugar al fleje con asuntos como la homofobia, la discriminación contra minorías o el aborto.

La décima temporada de Curb Your Enthusiasm -cada domingo a las 0 hs, un capítulo estreno por HBO-, comedia ideada y protagonizada por el propio David, es la más políticamente incorrecta de todas.

La esencia es la misma desde su estreno, allá por el 2000. David personifica al propio David, en una suerte de falso documental que muestra su -vacío- devenir por Los Angeles como el millonario co creador de Seinfeld que anda enojado con la vida y que genera antipatía hasta con sus más íntimos. Un tipo que lo tiene todo pero que se empecina en arruinar o lastimar todo lo que toca.

David se anima a hacer humor con temas sensibles como el acoso sexual contra las mujeres.

A lo Woody Allen, Larry está cada vez más neurótico, sigue acumulando TOCs y su incapacidad para relacionarse con la gente se profundiza. En esta temporada, se obsesiona con las mesas que tambalean, le arranca selfie sticks a los chicos, se pone una gorra alusiva a Donald Trump para espantar a la gente, y se pelea con una ‘lloradora profesional’ por un abrigo viejo. El único que lo soporta es Leon (J.B. Smoove), su conviviente parásito.

Mientras tanto, intenta recuperar a Cheryl (Cheryl Hines), su ex esposa, que está saliendo con un -ya no tan- amigo Ted Danson, encarnado por el mismo actor de Cheers; y decide invertir en una ‘cafetería vengativa’ al lado de otra que en un par de ocasiones le había servido el café tibio.

Pero el foco argumental y satírico está puesto en su complicada relación con las mujeres. Un poco por torpeza misógina y otro tanto por una serie de malentendidos, en los primeros capítulos Larry es acusado de acoso por su secretaria y por una moza.

Para colmo, muchas confunden a su manager y mejor amigo Jeff (Jeff Garlin) con el depredador de Hollywood, Harvey Weinstein. Como le suele suceder, cuando intenta remendar sus errores o redimirse con alguien, termina empeorando todo.

Clive Owen es una de las figuras invitadas de esta décima entrega.

A pesar de su desagradable personalidad, el clon de Carlos Bianchi logra concretar alguna que otra cita, pero su comportamiento obsesivo siempre lo traiciona.

El Larry David real es una celebridad en Estados Unidos. Por eso, es normal que haya participaciones especiales de figuras de Hollywood. En esta aparecen, entre otros, Clive Owen, Laverne Cox -que se interpretan a sí mismos- Vince Vaughn y Isla Fisher. 

Estarán los que le salten a la yugular por banalizar y/o burlarse de situaciones sensibles en tiempos de empoderamiento. Pero ese provocativo coqueteo con la delgada línea del derrape es el sello de David. ¿Y acaso no es ese el fundamento de la mejor comedia?

Ficha 

Calificación: Muy buena

Curb Your Enthusiasm, temporada 10. Comedia. Protagonistas: Larry David, Jeff Garlin, Susie Essman. Creador y guiones: Larry David. Emisión: HBO, nuevos capítulos los domingos a las 0 hs. También disponible en HBO Go y Cablevisión Flow.

E.S.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *