Coronavirus: un recuperado Tom Hanks reapareció como anfitrión de Saturday Night Live



Tom Hanks hizo su primera aparición pública después de haberse curado del coronavirus. Fue en la noche del sábado, como anfitrión de Saturday Night Live, en la primera “emisión de cuarentena” del emblemático programa cómico de la cadena NBC: todos los participantes intervinieron desde sus casas para respetar el aislamiento social.

El dos veces ganador del Oscar apareció desde la cocina de su casa en Los Ángeles, de traje y con la cabeza pelada, uno de los primeros temas con los que bromeó: “Soy yo, su viejo amigo, no se asusten, esta cabeza rapada fue para una película, mi cabellera está creciendo lentamente. Ahorra tiempo en la ducha, tal vez todos deberíamos hacerlo”.

Y después habló con algo más de seriedad: “Se siente bien estar acá, aunque también es un poco raro ser el anfitrión de Saturday Night Live desde casa. Es un momento muy extraño para intentar ser divertido, pero ese es el punto de SNL. Así que pensé: ‘qué demonios, hagamos el intento’”.

Tom Hanks durante su monólogo como anfitrión de “Saturday Night Live” desde su casa en Los Ángeles, el sábado 11 a la noche.

El 11 de marzo, Hanks y su esposa, Rita Wilson, ambos de 63 años, informaron a través de sus redes sociales que sus pruebas de coronavirus habían dado positivo. El 16 fueron dados de alta del hospital y se mantuvieron durante dos semanas en aislamiento en una casa alquilada en Australia.

Estaban en ese país porque Hanks debía empezar el rodaje de una película sobre Elvis Presley, dirigida por Baz Luhrmann, en la que él interpretaría al manager del cantante, el coronel Tom Parker.

“¿Por qué me eligieron como anfitrión?”, siguió con su monólogo en SNL. “Bueno, en primera medida porque fui la primera celebridad en ser diagnosticada con coronavirus. Desde que me diagnosticaron he sido el ‘papá de América’ más que nunca, porque nadie quiere estar cerca de mí por mucho tiempo, y hago que la gente se sienta incómoda”.

Tom Hanks y su esposa, Rita Wilson, ya están curado del coronavirus.

Hanks continuó bromeando sobre su experiencia como enfermo de COVID-19: “Me diagnosticaron en marzo, en Australia. Los muchachos en Australia son fantásticos, pero usan grados Celsius en lugar de Fahrenheit cuando te toman la temperatura. Decían ‘tenés 36’, algo que a mí me parecía malo, pero es bueno. 38 es malo. Básicamente, es como Hollywood trata a las actrices”.

Después de aclarar que ahora tanto él como su esposa están “bien, muy bien”, hizo otro chiste en referencia a la cuarentena: “Estoy usando traje. Ésta es la primera vez que no uso jogging desde el 11 de marzo. Mi mujer tuvo que ayudarme a ponérmelo, porque me había olvidado de cómo funcionaban los botones. Son estos pequeños discos que se meten en estos agujeros… Asombroso”.

Pero sus palabras no fueron sólo humoradas. También mandó un mensaje emotivo en medio de la pandemia: “Manténganse a salvo. Estamos en esto mientras dure, y lo superaremos juntos. Vamos a agradecer a nuestros trabajadores del hospital, al personal de emergencia, a los empleados del supermercado, a la gente que entrega nuestra comida, a la gente que hace la comida para llevar. A los hombres y mujeres que mantienen este país en marcha en un momento en que los necesitamos más que nunca. Vamos a cuidarlos, y vamos a cuidarnos los unos a los otros”.

En esta edición de Saturday Night Live, que volvió a emitirse luego de estar más de un mes fuera del aire, también participó como invitado musical Chris Martin, cantante de Coldplay, que tocó una versión acústica de Shelter From the Storm, de Bob Dylan.

Alec Baldwin salió por teléfono haciendo su imitación de Donald Trump, pero sin imagen porque no se podía caracterizar como el presidente de los Estados Unidos. El falso mandatario señaló que “todas las noches a las 7 p.m. todos los neoyorquinos aplauden y aplauden el gran trabajo que estoy haciendo”, en referencia al homenaje nocturno que se les hace a los trabajadores médicos, tal como sucede en Buenos Aires a las 21.

En el programa también hubo un homenaje al productor musical Hal Willner, que trabajó en SNL y murió la semana pasada después de presentar síntomas compatibles con el coronavirus. Adam Sandler, Tina Fey y Bill Hader, antiguos miembros del elenco del programa, estuvieron entre los que lo recordaron.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *