Coronavirus: Mia Farrow pide que recen por su hija, internada en grave estado



Mia Farrow viene de atravesar días difíciles luego de la publicación de Apropos of Nothing, las memorias en las que Woody Allen la deja mal parada. Pero eso es un juego de niños comparado con el drama que la actriz está viviendo ahora: su hija Quincy, de 26 años, permanece internada, enferma de coronavirus. 

Farrow ya perdió a tres de sus catorce hijos en circunstancias oscuras. Presa de la desesperación, ahora la protagonista de El bebé de Rosemary hizo un sobrecogedor llamamiento en las redes sociales. “Una solicitud personal. Si fueran tan amables, por favor eleven una plegaria por mi hija Quincy. Hoy no tuvo otra alternativa que ir al hospital para que la ayuden en su lucha contra el coronavirus”, escribió en su cuenta de Twitter.

Farrow no dio detalles del estado actual de salud de su hija menor, a quien adoptó en 1994, un año después de separarse de Woody Allen. El nombre de nacimiento de la joven es Kaeli-Shea, pero fue rebautizada Quincy. Está casada y tiene una hija de 22 meses, llamada Coretta.

A personal request. If you would be so kind, would you please send up a prayer for my daughter Quincy. Today she had no alternative but to go the hospital for help in her struggle against the coronavirus.

— Mia Farrow (@MiaFarrow) April 10, 2020

Quincy, su marido Ethan y su hija viven en Hartford, Connecticut, a dos horas de tren de Nueva York, la ciudad más afectada por coronavirus de los Estados Unidos. En los últimos días ese país se convirtió en el epicentro mundial de la enfermedad, con más de 500 mil casos de infectados y cerca de veinte mil muertes confirmadas.

En Apropos of Nothing (A propósito de nada), Woody Allen da detalles escabrosos sobre el clan Farrow y lo que él denomina “la venganza de Mia”. Según el cineasta, la actriz habría orquestado ese plan luego de descubrir la relación sentimental que Allen había comenzado con una de sus hijas adoptivas, Soon-Yi.

Mirá también

“Mia tenía tres hermosas hermanas y tres hermanos. Uno de ellos murió detrás de los comandos de un avión. Otro hermano se suicidó con un revólver. El tercero fue condenado por abusar de niños y condenado a la cárcel. Ya sé lo que están pensando: ¿qué clase de tonto soy? Dado el perfil que acabo de describir, ¿por qué no me fui, falsifiqué mi propia muerte y comencé de nuevo en una situación con menos potencial para la combustión emocional?”, escribe Allen en uno de los capítulos del libro.

Y contesta su propia pregunta con sarcasmo: “No tengo una respuesta. Sólo sé que una personalidad encantadora y unos grandes ojos azules siempre me parecieron suficientes para botar mil barcos”.

Farrow fue esposa de Frank Sinatra entre 1966 y 1968. Dos años después se casó con el director de orquesta André Previn, con quien tuvo tres hijos –Matthew, Sascha y Fletcher– y adoptaron otros tres: Soon Yi (pareja de Woody Allen desde hace 26 años), Lark Song y Summer.

Tras separarse de Previn, la actriz convivió desde 1980 hasta 1992 con Woody Allen, aunque no se llegaron a casar. Con el cineasta tuvo un hijo, Ronan, y adoptaron otros dos, Moses y Dylan. La relación terminó cuando ella descubrió que el realizador mantenía una relación con Soon-Yi. Los cinco hijos restantes los adoptó Farrow en soledad: Tam, Isaiah Justus, Quincy, Frankie-Minh y Thaddeus Wilk.

En 2014, Dylan acusó a Allen de haber abusado sexualmente de ella cuando tenía siete años. Mia Farrow y Ronan la apoyaron, pero ninguna de las acusaciones fue probada ante la justicia.

Moses publicó una carta en la que la acusó de ser una madre maltratadora. Y recordó que tres de los hijos de Farrow murieron en circunstancias poco claras. Por lo que Quincy no es la primera hija de la actriz que ve peligrar su vida.

Mia Farrow en 2016, tras el funeral de Thaddeus, su tercer hijo muerto.

Tam fue adoptada en febrero de 1992, en Vietnam. Era ciega y murió en 2000, a los 21 años. La representante de Farrow aseguró que había fallecido por una afección cardíaca, pero Moses dio otra versión: dijo que su hermana se había quitado la vida tras una pelea con su madre.

Según Moses, su hermano Thaddeus hubiera ratificado esta versión. Pero el joven se suicidó en 2016. Ese año se dijo que había fallecido en un accidente de tránsito, pero entonces ya circulaban los rumores sobre un posible suicidio, algo que Moses reveló en su blog.

Woody Allen, Mia Farrow, Soon Yi y Ronan Farrow, cuando todavía eran una familia unida.

Entre las muertes de Tam y Thaddeus falleció Lark. También de origen vietnamita, fue adoptada en 1973. Estaba muy unida a su hermana Soon-Yi, que contó que las dos eran tratadas como “sirvientas full time”. Lark se independizó muy joven, tuvo problemas con las drogas, se contagió de sida y murió en 2008.

Ahora, Quincy está luchando por no seguir el camino de sus tres desafortunados hermanos. Y su madre se aferra a la fe religiosa para atravesar este difícil momento. 

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA





Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *