Assembly, un compilado que recupera el espíritu aventurero de Joe Strummer


Álbum: Assembly. Temas: “Coma Girl”, “Johnny Appleseed”, “I Fought The Law” (live), “Tony Adams”, “Sleepwalk”, “Love Kills”, “Get Down Moses”, “X-ray Style”, “Mondo Bongo”, “Rudie Can’t Fail” (live), “At The Border, Guy”, “Long Shadow”, “Forbidden City”, Yalla Yalla”, “Redemption Song” y “Junco Partner” (Acoustic). Edición: BMG. Nuestra opinión: muy bueno.

Joe Strummer fue siempre un ciudadano del mundo. Hijo de un diplomático inglés progresista, nació en Ankara (Turquía) y vivió durante su niñez en El Cairo, Ciudad de México y Bonn. La música que hizo con The Clash, ya asentado en Londres, reflejó ese multiculturalismo hasta que la banda explotó por problemas entre sus integrantes y Strummer tuvo que reacomodarse como solista, una tarea que no le resultó del todo fácil. En esos años de reinvención viajó mucho, compuso un puñado de buenas bandas sonoras, incluso hizo algunos pequeños papeles en cine (Walker, de Alex Cox; Mystery Train, de Jim Jarmusch) y cuando expiraba la década del 90 formó The Mescaleros, banda que editó dos discos con canciones que ocupan dos tercios de este compilado que acaba de aparecer ahora, cuando no estamos tan lejos de los veinte años de su sorpresiva muerte, ocurrida el 22 de diciembre de 2002, un mes después de producido el reencuentro en un escenario con Mick Jones, en un concierto a beneficio del sindicato de bomberos de Londres. Allí tocaron juntos “Bankrobber”, “White Riot” (curiosamente, una canción que Jones despreciaba en la época de The Clash) y “London’s Burning” y alentó la chance de un esperado regreso que no pudo ser.

Assembly es entonces una buena puerta de entrada a las aventuras musicales del Strummer posThe Clash. Arranca con “Coma Girl”, una canción poblada de parias errantes (el perfil que el propio Joe cultivó durante años) y que podría perfectamente ser parte del repertorio de Thin Lizzy. Y después hilvana “Johnny Appleseed” -una elegía a la clase trabajadora que puede leerse como continuación necesaria de “Clampdown”, himno anticapitalista de London Calling, y una versión en vivo de “I Fought The Law”, filoso tema de The Crickets que también revivió The Clash y que aquí tradujo Attaque 77 para su álbum Todo está al revés. En esa trifecta ganadora está cifrado el espíritu del compilado: track a track, distintos perfiles de un mismo artista obstinado en cultivar el mestizaje y el cruce de estilos (punk, rockabilly, blues, dub, hip hop), siempre con la sensibilidad por las problemáticas sociales a flor de piel.

El disco también incluye “Tony Adams”, un tema dedicado al futbolista del Arsenal y la selección inglesa cuya historia Strummer no eligió contar por casualidad -hay algo de ascenso, glorificación y caída en el derrotero de ese deportista de elite que el músico vivió en carne propia después de la disolución de The Clash- y una versión desnuda y emotiva de “Redemption Song”, clásico de Bob Marley que alguna vez cantó codo a codo con el Johnny Cash de la etapa crepuscular ideada con sagacidad por el productor Rick Rubin.

Pero el rescate más jugado es el de “Sleepwalk”, una amarga meditación sobre la soledad que formó parte de Earthquake Weather, primera experiencia solista de Strummer, un disco grabado casi enteramente en Los Ángeles que fue un desastre comercial y terminó de enturbiar la relación del artista con el sello Epic Records.

Para los más nostálgicos hay dos tomas más de temas habituales en el acervo de The Clash: “Rudie Can’t Fail” (oda a la migración jamaiquina grabada, igual que “I Fought The Law”, en un caliente show llevado a cabo en 2001 en el Brixton Academy) y una interpretación cruda y despojada de “Junco Partner”, blues añejo cocinado a fuego lento en New Orleans, incluido en el genial caleidoscopio sonoro de Sandinista! (1979) y que también era un favorito de Dr. John. Una prueba más de la fascinación que sentía el músico por la cultura popular norteamericana, más allá de sus sinceras y consecuentes diatribas contra el imperialismo. Strummer, de eso no hay dudas, fue un artista apasionado y multifacético. Y Assembly es una manera muy oportuna de recordárnoslo.

El dúo publicará el 14 de mayo Delta Kream, un álbum de versiones de clásicos del blues. El adelanto es “Crawling Kingsnake”, de John Lee Hooker, y también incluirá temas como “Louise”, de Mississippi Fred McDowell; “Poor Boy A Long Way From Home”, de R. L. Burnside y “Mellow Peaches”, de Big Joe Williams. Para escuchar el primer single hay que registrarse gratis en su sitio thelonelyboysandgirlsclub.com

VAX Live, el concierto para Reunir al Mundo, un evento pensado para generar confianza en las vacunas, se emitirá el 8 de mayo en YouTube y contará con la conducción de Selena Gomez. Los artistas confirmados para el line up son Eddie Vedder, Foo Fighters, J Balvin, Jennifer Lopez y la cantante H.E.R. Durará una hora, pero YouTube subirá días después una versión extendida de 90 minutos con la performance del grupo de K-pop NCT-127.

Eddie Vedder

El artista puertorriqueño ya piensa en la pospandemia: en febrero de 2022 encarará El último tour del mundo, una serie de 25 fechas en distintas ciudades de los Estados Unidos y Canadá en las que -al fin- presentará los tres álbumes que editó durante 2020. La gira arranca en Denver el 9 de febrero, pasa por Los Ángeles, Seattle, Brooklyn, Boston y otras localidades y termina el 1 de abril en Miami.

Bad BunnyGabriela Berlingeri para Rolling Stone

The Lives of Brian (“Las vidas de Brian”) se llama la autobiografía del cantante, la cual llevará por subtítulo: “Yo, AC/DC y la realización de Back in Black” y será publicada en todo el mundo el 26 de octubre. “Pasé de ser un niño de coro a ser cantante de rock n’ roll, y ahora he escrito un maldito libro al respecto”, dice en el comunicado de prensa. Johnson volvió a la banda fundada por los hermanos Angus y Malcolm Young para grabar Power Up (2020), tras superar sus problemas de audición.

Brian JohnsonConocé The Trust Project



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *