“A Fall from Grace”, por Netflix: Sin gracia, sentido, agudeza ni nada



El título de esta nueva película de Netflix, A Fall from Grace, a simple vista podría traducirse como “Una caída de gracia”, literalmente, pero también -literalmente- puede entenderse como que la película tiene cero gracia.

Cero gracia, sentido, agudeza, simpatía y siguen los epítetos.

Échenle la culpa a que Tyler Perry, el director y que se reservó un papel secundario, la filmó en sólo cinco días, a fines de 2019.

Entonces, ¿por qué se tomó sólo cinco días, y no más? ¿Estaba tan apurado? ¿Habría mejorado el resultado final?

Eso no puede saberse, sí que este thriller sobre una mujer que dice haber asesinado a su esposo cae en uno de los mayores pecados del cine, o de cualquier relato de suspenso: planear un desenlace y no haberle brindado al espectador ni una sola pista de por dónde derivaría el final.

Mirá también

No cuenta la apertura, y no se trata de que el público esté desprevenido, tal vez porque haya cabeceado mientras la veía, sino que todo es tan increíble y traído de los pelos que dan ganas de levantarse y romper el televisor, la Tablet o la compu, o de dar de baja el servicio de streaming.

Bueno, quizá no sea para tanto.

Mirá también

Nos enteramos de que Grace Waters es la mujer que confiesa que mató a su esposo, porque Jasmine Bryant, la abogada defensora pública y novata que luego la defenderá, lo escucha repetidas veces en la radio de su coche. El pueblo donde viven es pequeño, así que una noticia como ésa, claro, conmociona.

Retengan el dato de que el pueblo no es muy populoso para después blasfemar cuando llegue el final de la película.

Mirá también

El caso parece sencillo: Grace (Crystal Fox) se autoincrimina, por lo que el jefe de Jasmine (el propio director, varias veces nominado a los premios Razzie a la peor interpretación) se lo da a ella porque sabe negociar. No le pide que la defienda ni la salve. Que termine todo lo más rápido posible.

Pero Grace tiene ganas de hablar y/o Jasmine (Bresha Webb) desea escuchar sus testimonios, y de a poco, la abogada y el espectador se enteran de cómo fue todo. Shannon (Mehcad Brooks), que parecía tan amoroso, era un cerdo. ¿Daba para matarlo? Lo dejo a tu criterio.

Es raro que un personaje como Grace, pintado como una buena señora mayor que va a misa, es mejor abuelita que la de Caperucita y una empleada bancaria ejemplar, haya cometido el crimen del que se autoinculpa.

Pero bueno, para saber lo que pasa, hay que ver la película. Dura casi dos horas, y uno que ya la vio le recomienda que no pierda su tiempo.

“A Fall from Grace”

Mala

Thriller. EE.UU., 2020. 115’, SAM 16. De: Tyler Perry. Con: Crystal Fox, Phylicia Rashad, Bresha Webb, Mehcad Brooks. Disponible en: Netflix.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *