“Odio ser mamá”: la actriz que fundó el grupo Madre Arrepentida




18 de mayo de 202116:36

Una gran cantidad de mujeres desean ser madres y la concreción de ese anhelo las transforma y las ubica en el lugar en el que parece que hay un antes y un después de tener a sus hijos, de la forma que fuere. Sin embargo, existen muchas otras mujeres para quienes la maternidad simplemente no está en sus planes. En ambos casos, más allá de cuestiones sociales y culturales, las elecciones dejan en claro que ser o no ser mamá no define a una mujer.

Karla Tenório tiene 38 años. Es brasileña. Actriz y escritora. Días atrás fue noticia, y no solamente en su país, por sus declaraciones en relación a su arrepentimiento de ser madre. “Odio ser madre desde que salió la cabeza de mi hija, durante el parto. En ese momento, me pregunté si no había vuelta atrás, pero no pude. Tuve una complicación en el parto, porque tenía la mano en la cabeza y fue un proceso delicado dejar el resto de su cuerpo. Fue entonces cuando lo lamenté”, escribió en su perfil de Instagram @karlatenoriome. Y agregó: “Acá estoy 10 años después de transformarme en una madre arrepentida saliendo del armario revelando mis fallas compartiendo mi experiencia, construyendo nuevas posibilidades y narrativas”.

Tenório confesó que cuando se casó no quería ser madre, pero finalmente quedó embarazada más que nada por un deseo de su marido. Y contó que necesitó de dos años de preparación para aceptar ese pedido.

“La pregunta más importante cuando la gente conoce mi historia es cómo es posible lamentar y amar a mi hija. Así es. Sé que parece difícil de entender, pero sucede. Parece paradójico, pero no lo es. Es ambivalente, como la vida. No todo es binario, sí o no. Tenemos nuestras aparentes contradicciones y eso es parte de la belleza de la vida”.

Pese a que odia la maternidad, Karla dice que ama a su hija: “Construimos nuestra relación basada en el amor, con verdad y respeto. Y la respeto y la amo tanto que la amo más allá de la condición de mi hija”.

Para Luján Rossetto, licenciada en Psicología, el embarazo y el puerperio son crisis vitales para la mujer y lo que sucede emocionalmente en ambos períodos no siempre es lo que socialmente se muestra y/o acepta. Las depresiones y cuadros de tristeza en el embarazo y el puerperio existen. “Hay casos en donde no sucede la tan famosa ´dulce espera´, ni ese ´amor a primera vista´ cuando nace el bebé. Falta una mirada mucho más amorosa y comprensiva hacia las madres, falta más red, más sostén, más profesionales con formación perinatal y perspectiva de género. Lo que les pasa a las madres es tan importante como la fiebre de un bebé, como sus primeras comidas, como la hipertensión en el embarazo, como los controles pediátricos. Ser madre por momentos es muy parecido a ´enloquecer´. Es urgente y necesario hablar de la salud mental de las madres”, expresa Rossetto a LA NACIÓN.

La actriz aclaró que ama a su hija (Flor) y que ese amor es mutuo. “Construimos nuestra relación basada en el amor, con verdad y respeto. Y la respeto y la amo tanto que la amo más allá de la condición de mi hija. Es un ser humano maravilloso al que respeto y admiro”, publicó.

Para Verónica Nigro, licenciada en Psicología, la maternidad es un rol que la sociedad ha querido atribuir absolutamente a todas las mujeres sin siquiera haberles preguntado a todas si quieren ejercerlo o no. “Se suele pensar que todas las mujeres están preparadas para ser madres, y que todas quieren serlo. Además, se piensa también que cuando llega ese hijo, el instinto maternal aparece. Lo cierto es que no siempre es así. Expresiones tan repetidas como ´y vos para cuándo´ llevan mucho tiempo ejerciendo una presión importante sobre las mujeres, cosa que no ocurre con los hombres y la paternidad”, dice Nigro a LA NACIÓN.

La actriz brasileña subió un flyer cuando @maearrependida llegó a las 10.000 seguidoras.

Con el paso del tiempo y de su propia experiencia como mamá, su hija ya tiene 10 años, la actriz brasilera, que también practica el yoga, se dio cuenta que no era la única madre que se sentía así y se animó a “salir del clóset” para plantear un debate que busca dejar de romantizar la maternidad. De esa forma creó “Madre Arrepentida”, un movimiento cuyo objetivo es liberar la voz de las madres que no son felices, que no la pasan bien siendo mamás, que sufren y que hasta se sienten culpables por todo eso.

“Madre Arrepentida”, según explicó Tenório en el Instagram de su emprendimiento, es un programa online en el que comparte un poco de su experiencia a través del arte. “Después de años de mucha investigación, tratando de comprender mis sentimientos, dice, comencé a trabajar en una obra de teatro de auto-ficción en la que utilizo elementos de mi vida con otras historias y referencias para llevar el reflejo de la maternidad a los escenarios (aunque sean virtuales)”.

Cuando llegó a las 10.000 seguidoras (ahora tiene casi 15.000) publicó en el Instagram @maearrependida su satisfacción al ver que cada vez más madres “arrepentidas” se suman a su comunidad. “Son 10.000 mujeres fortaleciendo nuestro encuentro, nuestro colectivo. Este es un espacio en el que todas son bienvenidas. Todas las que quieren pensar a la maternidad por otros lugares, todas las maternidades caben aquí. La maternidad no es única ni una abstracción homogénea. Somos diversas, plurales, existimos en nuestras diferencias. Eso nos enriquece, nos fortalece”.

Conocé The Trust Project



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *