El Gobierno autorizó un aumento en las cuotas de las prepagas del 4,5% para abril y del 5,5% para mayo


El Gobierno autorizó hoy un aumento en las cuotas de las prepagas de un 4,5% para el mes de abril y un 5,5% en mayo, según se publicó hoy en el Boletín oficial.

“Autorízase a todas las Entidades de Medicina Prepaga inscriptas en el Registro Nacional de Entidades de Medicina Prepaga (RNEMP) un aumento general y complementario de aquel que ha sido aprobado para el mes de marzo de 2021 mediante la Resolución Nº 531/21-MS, de hasta un 4,5% a partir del 1º de abril de 2021, y de hasta un 5,5% adicional a partir del 1º de mayo de 2021″, se detalló en el comunicado oficial.

De esta forma, las cuotas de las prepagas aumentarán un 10%, en dos tramos: un 4,5% en abril y un 5,5% en mayo, según acordaron las empresas de salud en el marco de la paritaria que resolvió complementar el aumento salarial para llegar al 36%, correspondiente a la cláusula gatillo 2020 y acompañar la inflación acumulada el año pasado.

Este incremento en las cuotas de las prepagas se suma al de 10% que se aplicó en diciembre de 2020 y al de 3,5% que empezó a regir desde marzo de este año (el Gobierno paró otra suba de 3,5% que debía efectivizarse en abril). Con estos aumentos, un plan familiar medio oscila entre los $15.000 y $20.000 mensuales.

“Fue un acuerdo muy integral, en el que intervienen, PAMI, IOMA, las obras sociales y la medicina prepaga. Es decir que no solo hay una aumento de la medicina prepaga, sino que también hay un incremento del 34% del PAMI a los prestadores y otro tanto de IOMA”, confirmaron a LA NACION fuentes del sistema de salud privada.

Según explicó Jorge Cherro, vocero de FAPS, este aumento forma parte de los puntos que se acordaron para poner fin al conflicto entre el sindicato de sanidad y los representantes de los prestadores institucionales de la salud privada, originado en la negociación por la cláusula de revisión de las paritarias 2020.

Tal como explicó Cherro, ese conflicto se logró destrabar gracias a que se consiguió una serie de mejoras en los ingresos de estos prestadores de salud privada. “El PAMI pasa de ofrecer un 29% en cuotas para todo 2021 a otorgar un 34% (un 30% en el primer semestre del año), el Gobierno autoriza el aumento de 10% a la medicina privada (que será trasladado en su totalidad a los aranceles de sus prestadores), y el superintendente se comprometió a firmar una resolución donde las obras sociales nacionales estén obligadas a trasladar un aumento similar al de la medicina privada”, detalló Cherro.

Asimismo, el Gobierno, a través de su ministro de Trabajo, Claudio Moroni, se comprometió a continuar con el pago del subsidio a los trabajadores (Repro) hasta diciembre de 2021. Por el Repro II, en febrero aumentó de $9000 a $ 18.000 mensuales el monto que paga el Estado por trabajador a los prestadores de salud como clínicas, sanatorios, laboratorios y centros de diagnóstico, a cuenta del pago de las remuneraciones a cargo de los empleadores.

El Gobierno también se comprometió a prorrogar hasta fines de este año el decreto 300/2020, que otorga a los prestadores institucionales la exención de las contribuciones patronales al Sistema Previsional Argentino (SIPA) y una disminución de la alícuota del impuesto al cheque (que pasará de 1,2% actual al 0,5%).

En el país unas cuatro millones de personas se atienden en empresas de medicina privada, de las que un millón lo hacen como afiliados directos y el resto como “corporativos”, es decir que sus empleadores cubren una parte de la cuota como beneficio y el resto lo aporta el trabajador una vez desregulado su pago originalmente destinado a una obra social.

Informe de Carlos Manzoni

LA NACIONMás información



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *