Buenos Aires: FAA planteó inquietudes por la suba del Inmobiliario Rural



Carlos Achetoni, presidente de FAA Crédito: FAA

Representantes de la Federación Agraria Argentina (FAA) en la provincia de Buenos Aires y su presidente a nivel nacional, Carlos Achetoni, se reunieron ayer con el ministro bonaerense de Desarrollo Agrario, Javier Rodríguez, y le plantearon, entre otros temas, que la segmentación del pago del Impuesto Inmobiliario Rural se implemente de una manera que los pequeños y medianos productores “no se vean ahogados económicamente”.

Los federados bonaerenses, que integran justamente el Consejo Federado Bonaerense, querían ver al gobernador Axel Kicillof, además de Rodríguez. De hecho, en las horas previas señalaban que el encuentro con el mandatario provincial estaba firme. Pero al final no vieron a Kicillof y sí a Rodríguez.

Con la ley impositiva el gobernador impulsa una suba del Inmobiliario Rural equivalente a la inflación de 2019, que habría cerrado en 55%. Sin embargo, para morigerar la carga del tributo ideó una segmentación por escala de establecimientos, con un 15% de incremento para los más chicos y hasta el 75 por ciento para el caso de los más grandes.

Según vino sosteniendo el gobierno bonaerense, para pagar el 75% se deberán cumplir dos condiciones: que el establecimiento esté valuado en $3.000.000 y supere las 2000 hectáreas.

“Más o menos 2000 productores van a tener que pagar ese impuesto (por el 75%), pero no hay nada confirmado. Sí sabemos que la mayoría de los productores se va posicionar en el 55%, porque son los medianos, mientras que los pequeños productores van a pagar solo el 35%, que son los menos”, dijo Achetoni a LA NACION.

Para el gobierno bonaerense, en tanto, los establecimientos que deberían pagar un incremento del 75 por ciento son solo 200.

Hace diez días, en medio del malestar general por la suba de las retenciones que aplicó el gobierno nacional, en Buenos Aires la filial Bragado de FAA protestó con una concentración de tractores en esa ciudad contra la suba del Inmobiliario Rural.

“Ellos decían que los revalúos no era tan excesivos, hasta que nosotros les mostramos las facturas en donde las partidas mostraron que ya las parcelas de dos hectáreas pagan el doble”, dijo José Luis Mammarella, director titular de la región IX de la Federación Agraria.

Según un comunicado que difundió el Consejo Federado Bonaerense, en la reunión “se planteó la necesidad de segmentación del aumento del impuesto inmobiliario de tal manera que los productores pequeños y medianos no se vean ahogados económicamente”.

“También se presentó la necesidad de financiamiento acordé a la capacidad y necesidad de los pequeños y medianos productores y la representación institucional en el Banco de la Provincia de Buenos aires. Se peticionó acerca de la necesidad de contralor y regulación sobre buenas prácticas agrícolas y otros temas particulares como la inseguridad rural”, agregó el comunicado.

El Consejo Federado Bonaerense señaló que “Rodríguez expuso los lineamientos generales de la política agropecuaria que desarrollará durante su gestión, haciendo hincapié en el desarrollo rural, el tratamiento diferenciado para pequeños y medianos productores, abarcando ejes centrales como los productivos, de educación rural, conectividad y comunicación tendientes a la promoción de la ruralidad”.

“Se trató de un acercamiento con el actual Gobierno. Teníamos la intención de reunirnos con el gobernador, pero no se pudo”, dijo Achetoni, quien agregó que entre las solicitudes que se le hicieron al ministro Rodríguez estuvieron que haya facilidades de financiamiento para los pequeños productores “porque se les hace muy difícil acceder a los créditos actuales”.





Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *