Solari, la figura de Colo Colo que se probó en River y se llama Pablo César por Aimar

Arizona es un pueblo de San Luis de poco más de 1.000 habitantes, sobre la ruta provincial 55, a 350 kilómetros de la capital provincial. En Arizona hay una escuela, su plaza, dos estaciones de servicios, la carnicería Don Hugo, el estadio del Club Social con capacidad para unas 1.500 personas (es decir, entra todo el pueblo); y una panadería ya famosa: la de Víctor “El Matador” Solari.

Víctor es fana de River. Tan fana que sus hijos se llaman Matías Jesús, hoy médico, por Almeyda; Pablo César, por Aimar; y Santiago, tres años mayor, por el Indiecito Solari. Lo curioso es que uno de ellos, Pablo César, este miércoles a la noche jugará ante River con Colo Colo.

Mirá también

La historia de este extremo de 21 años es particular. Se inició en el único equipo del pueblo, el club social y deportivo Arizona, apodado El Rojo. A los ocho, su padre, apodado El Matador por su fama de goleador en el fútbol local, lo llevó a River. Estuvo a prueba una semana, pero no quedó. “No quisimos dejarlo. Era muy niño”, le contó el año pasado el propio Víctor Solari al diario El Mercurio de Chile. También, a los 12, tuvo una prueba en Vélez, pero no quedó.

Acumula 14 goles en 58 partidos en Chile.

Acumula 14 goles en 58 partidos en Chile.

Mirá también

Donde lo aceptaron fue en Talleres de Córdoba y allí hizo las Inferiores. En 2019, jugó en la selección juvenil el torneo de L’Alcudia, dirigido por Esteban Solari (sin parentesco alguno), en un equipo en el que estaba Alan Varela, hoy volante de Boca. Solari marcó un gol en la goleada 4-1 ante Mauritania. Ya en el 2020, promovido por el Cacique Medina, realizó su primera pretemporada con la T e incluso fue al banco en las primeras dos fechas de la Copa Maradona, ante Newell’s y Lanús.

Mirá también

Sin debutar en Primera, Walter Lemma, ayudante de Gustavo Quinteros en Colo Colo, que conocía a Solari de su paso por la Reserva y Juveniles de la T, lo recomendó para el Cacique. Así, en noviembre fue presentado en Chile. “Solari no es un refuerzo, es para el futuro”, decía el DT Quinteros. En ese entonces, Colo Colo atravesaba un duro momento: peleaba abajo y sufría aprietes de la barra. La mala situación llevó a que varios decidieran rescindir (Insaurralde, Mouche y Nico Blandi, entre los argentinos).

Mirá también

Entonces, Quinteros debió promover juveniles. Y ahí apareció Solari. Con 19 años, su vida cambió en febrero de 2021 al marcar uno de los goles más importantes de la historia de Colo Colo: en la promoción hizo el único tanto del 1-0 ante Universidad de Concepción para evitar el descenso. Así, con su conquista, contribuyó a salvar 95 años de historia de un club que nunca perdió la categoría.

Mirá también

Estuvo a prueba en River a los ocho años.

Estuvo a prueba en River a los ocho años.

“Marcar un gol tan importante fue muy emocionante. No tengo palabras para describirlo”, le contaba Solari a Olé, en aquel febrero de 2021. Lo increíble es que ese fue su primer tanto en Primera. De hecho, Pablo ni siquiera tenía hogar en Chile. Como cualquier juvenil del club dormía en la pensión: la Casa Alba.

Mirá también

Hoy, el extremo ya lleva 58 PJ en el Cacique, con 14 goles. Y este miércoles a la noche jugará ante River, el club del que su papá es fana y tendrá enfrente a un referente. En una nota con el Diario de la República, de San Luis, Pablo Solari dijo que siempre le gustó Matías Suárez

El gol histórico que evitó el descenso

Mirá también

Mirá también

Mirá también

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *