rafting y canto en el río

En algún receso del inmortal 2018 Marcelo Gallardo pasó de incógnito por San Martín de los Andes con la idea de jugarse algunos hoyos con amigos en el Chapelco Golf & Resort. Fue en ese momento en el que vio en este rincón celestial de la Patagonia una potencial sede de trabajo para su River: acaso recordando sus primeras pretemporadas con el Monaco en los Alpes suizos, el Muñeco vio en SMA un lugar en el que su equipo pudiera cambiar la cabeza con el aire de montaña y así fue como un par de años después diagramó el primer viaje al Sur, en enero de 2020.

Diversión y un hit en el agua

Tenía pensada una pretemporada diferente, que combinara el entrenamiento con actividades recreativas, pero aquella vez el clima no acompañó: las lluvias y el frío invernal conspiraron con el plan original. Ahora, cuando la posibilidad de volar a Miami se caía por las complicaciones sanitarias ya archiconocidas de la pandemia, MG y su cuerpo técnico habrán abierto la app del Weather Channel para ver los spoilers del pronóstico en esta zona para los primeros días del 2022. Y por eso también están aquí y ahora: desde que llegó River el lunes que el tiempo en San Martín es un lujo, con temperaturas agradables durante el día más allá del fresco nocturno y con un sol imperturbable. Así, entonces, Gallardo puede mostrarles a los suyos el esplendor de uno de sus destinos favoritos (suele venir de vacaciones al Sur desde hace años) y llevar a cabo el programa de trabajo que empezó a bocetar en aquella escapada original.

Mirá también

Y eso quedó bastante claro el jueves: con la mañana libre después de un miércoles matador, para el turno vespertino organizó un rafting grupal con todo el plantel en el Río Chimehuin, el afluente más grande de la zona y el más importante para la pesca con mosca en la región, con pescadores aficionados y profesionales de todo el mundo que lo visitan durante el año.

Enzo, Girotti, Rojas y Casco (Prensa River)

Enzo, Girotti, Rojas y Casco (Prensa River)

Después de bajarse de las combis, los jugadores y el cuerpo técnico pasaron del asfalto al ripio, bordearon el lago Huechulafquen y, con el volcán Lanín de fondo, se internaron en la estepa patagónica y llegaron al refugio en el que todos se equiparon con sus remos, neopreno, chaquetas rompeviento, cascos y chalecos salvavidas para empezar un circuito de un par de horas de nivel 2-3 de dificultad por el río con paradas para tirarse al agua que por ahora fue la vedette de esta pretemporada. Rutina que el martes tuvo un intenso trekking hasta la laguna La Kika y el miércoles una bicicleteada en pendiente de 22 kilómetros con cuatro guías profesionales de mountain bike que llegó hasta la orilla del río Quilquihue y trabajos de resistencia en un golf paradisíaco en medio de la montaña dentro del predio El Desafío, que es uno de los mejores campos del Interior y cuenta con la certificación y el diseño de Greg Norman (casi enfrente, en el complejo donde se hospedan, está el campo diseñado por el gran Jack Nicklaus que es sede del PGA Tour de Latinoamérica). Ése es uno de los lugares favoritos del Muñeco, que es un amante de los palos: incluso ha llegado a jugar algún torneo Pro-Am.

Mirá también

La idea que alguna vez tuvo Gallardo en un croquis mental hoy sí está saliendo como él soñó. Y los jugadores están felices. Varios de ellos cuentan, de hecho, que jamás habían hecho mountain bike ni rafting y que quedaron encantados con una experiencia que eligen muchísimos de los miles y miles de turistas que llegan a la Patagonia en esta época del año. Probablemente en los próximos días la actividad ya pase a ser más conocida, en el campo de entrenamiento e incluso con pelota, pero ya estas primeras experiencias terminan por dejar en claro que la de este verano es una pretemporada diferente a todas las que tuvo River en el ciclo Gallardo. Las hubo en Miami, Orlando, Los Ángeles, Solanas en Punta del Este con playa, Cardales, pero nada parecido a esto. Ni siquiera, claro, aquella de enero de 2020, cuando el clima jugó una mala pasada.

Mirá también

Así River pasa sus días en el Sur. Esta vez no fueron a los parques temáticos estadounidenses, pero por las caras de los jugadores y del cuerpo técnico, parece que Disney, al final, estaba en San Martín de los Andes.

SAN MARTÍN DE LOS ANDES (ENVIADO)

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *