Medio año sin Diego: la “mano de Dios” del artista que lo eterniza sobre paredes porteñas –



El mismo da que se conoci la muerte de Maradona -el 25 de noviembre-, Bagnasco se encerr en su taller para plasmar en una pintura su admiracin por Diego. (Fotos: Fernando Gens/Tlam)

Las mil caras de Diego Maradona, sus looks, sus momentos, sus estados de nimo, afuera y adentro de una cancha, todo eso fue sintetizado en las 18 imgenes pintadas por el artista Maximiliano Bagnasco que forman una exposicin callejera en el barrio porteo de Caballito.

La idea naci el 25 de noviembre, da de la muerte de Diego, de la que este martes se cumplirn seis meses, cuando Bagnasco volvi de su taller y se puso a pintarlo. Sus 90 mil seguidores de Instagram se convirtieron en testigos privilegiados de la filmacin a detalle de cada aspecto. “Un da despus de que te fuiste, te hice este cuadro”, poste al otro da.

La voracidad de las redes y la explosin ciberntica lo viraliz en un abrir y cerrar de ojos. Los 22 aos de trabajo tomaron un impulso nunca visto, en un momento “justo” en el que se combinaron su talento y la figura pblica “ms trascendente del mundo”.

Sin ser futbolero, a Bagnasco se lo nota amante de Maradona y con el pasar de los minutos se apasiona cada vez ms, como si se tratase del pintor espaol barroco Diego Velzquez, uno de sus referentes con el pincel, o de Quino, dibujante al que copiaba en su infancia.

Cada imagen es un pasaje de la vida del astro y tan realista que hasta en varias ocasiones el artista recibi elogios y pedidos laborales desde todo el mundo. El telfono le explot desde ese da, cuando Diego muri y “nada volvi a ser igual”.

Por ah se ve al Maradona con el pelo rubio en las playas cubanas, momento clave en su vida para la rehabilitacin de su adiccin a las drogas; en otra se lo aprecia joven, con un tapado de piel y una copa de champagne, en una imagen que supo ser la tapa de la revista El Grfico; tambin se lo ve fumando un habano con su tatuaje de El Che; o simplemente con la ropa de entrenador de la Seleccin en el 2010.

Son 18 las obras de Bagnasco sobre Diego que se pueden ver en El Patio de los Lecheros (Boyac y Bacacay, Caballito).

Cada una de las obras mide 1,20 por 1,20 metro y se hicieron en madera de fenlico. Y a diferencia de un cuadro de interior, el artista us aerosol e hidroesmalte, que son los materiales resistentes para paredes y murales en el exterior, con el objetivo de que los fanticos puedan verlas al aire libre, en tiempos donde el coronavirus obliga a evitar los espacios cerrados.

La muestra se ubica en las afueras del paseo gastronmico Patio de los Lecheros, en avenida Donato lvarez y Bacacay.La seleccin de las imgenes las hizo el mismo Bagnasco con un diseador y en total eligieron 18 para la exposicin. Las que ms le gustaron, una dentro y otra fuera de la cancha.

“Dos imgenes de las que ms me gustaron fueron la que est Diego con Goyco cuando nos silbaron el himno, enojado. Es de mis preferidas. Y la otra es la que est afuera de la cancha en una Navidad con la copa de champagne y el tapado de piel. Dije, este Diego tiene que estar”, asegur.

“En el caso de la ‘Mano de Dios’ no la hice porque desde el punto de vista artstico nunca vi una foto que quede bien retratada. Hacer a Diego es divertido, tens looks, ropas, aspectos fsicos, de todo y mucho”, reconoci.

Hijo de familia de clase trabajadora, al punto que ayud a su padre en los cerramientos de hierro y aluminio en obras de construccin cuando la crisis de finales de los noventa y principio del nuevo milenio se hizo sentir en el pas, siempre vio en Diego a la “esperanza” de quienes vienen de “abajo” para llegar a “ser alguien en la vida”.

“No lo poda creer cuando me enter, pasaba canales para ver si era mentira. Lamento no haberlo conocido en vida, me reprocho no haber hecho ms para cruzarlo. Me pas como a todos, creamos que Diego siempre iba a estar ah. A m me marc el Mundial de Italia”, le cont a Tlam, mientras el fanatismo se apodera y un poco deja su maravillosa obra de lado.

Una de las imgenes preferidas de Bagnasco es la de Maradona junto a Goycoechea, cantando el himno en Italia 90.

“Cuando era ms chico lo dibuj con sus hijas, me fui hasta Avenida Segurola y Habana y pude drselo a Dalma. Ms tarde, como me toc tambin pintar su mural en el santuario de Argentinos tuve contacto con Jana y tambin me llamaron Gianina y Diego Junior. De alguna manera me asociaron con Diego”, relat con alegra por su conexin entre sus dos pasiones.

La obra de Bagnasco se destac entre miles y miles que aparecieron en cada rincn del planeta y frente a la consulta, lo atribuy a “dos cosas que se dieron”.

“Esto no hubiese sido posible si yo no pintaba al Diego. Al hacerlo, mi trabajo lleg a todo mundo pero tambin mucha gente lo hizo y no le pas lo mismo que a m. Me encontr en un momento que mi producto ya era llamativo y se volc en una de las personalidades ms fuertes del mundo”, apunt.

Pero no solamente hizo cuadros para esta exposicin, tambin sus manos dejaron plasmados a Diego en un lugar a donde sus fieles se acercan cada da: el santuario de Argentinos Juniors.”La gente de Argentinos Juniors vio el trabajo y un cuadro que hice y sali en PH, el programa de Telefe, y me llamaron para hacer la imagen del santuario. De golpe todo el mundo estaba atrs de mi persona”, detall.

Bagnasco admite no ser futbolero; cuando iba a algn estadio era para un recital de rock.

“Conozco al presidente de Argentinos Juniors y cuando arranc la cuarentena estbamos hablando de hacer algunos diseos”, rememor.El proyecto se concret el 3 de diciembre cuando Cristian Malaspina lo llam y a los dos das, lleg con sus implementos y en compaa de Dreier Salamanca, un joven colombiano, y comenzaron con lo ms grueso, ya que el final se hizo el da de la inauguracin.

Para el artista, la imagen fue sin “mucho detalle” por eso lo sorprendi la repercusin y la buena recepcin que tuvo en la gente, acerca de su labor en una pared de ms de cuatro metros de ancho y tres de largo. Ah reposan miles de ofrendas hechas por los fanticos.

Bagnasco, que a los estadios de ftbol solamente se sola acercar para los recitales de rock, tambin es el autor del mural en River como conmemoracin a la Libertadores ganada en 2018 contra Boca en Madrid.

Un amante del arte. De amplio recorrido. Pas de ser el artista de Plaza Francia para “ayudar a la familia”, a trabajar en agencias de publicidad, bares y boliches con caricaturas en vivo, a tambin retratar y dibujar para bandas internacionales como Megadeth, con apenas 17, Guns N’ Roses, y otras.

“No hay rasgo de Maradona que me resulte complejo. Me los s de memoria. Me gustan sus labios y cejas como tono distintivo”, asegur tras una vida entre lpices, pinceles y aerosoles, que lo llevaron a retratar tambin a Mariano Mores y Jorge Guinzburg en las paredes del paso bajo nivel de la avenida Nazca en Capital Federal.



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *