La Justicia allanó el Monumental por irregularidades en el clásico ante Racing

Un día después de consagrarse en la Liga Profesional, una inesperada noticia sacudió a River: la Justicia dispuso de un allanamiento por irregularidades en los ingresos al Monumental en la previa del clásico con Racing que terminó coronando al equipo de Marcelo Gallardo.

Imágenes del allanamiento.

Imágenes del allanamiento.

Según le dijeron a Olé, cerca de las 20 de este viernes se dispuso la visita de las autoridades que recabaron información del estadio a pedido de la Fiscalía de eventos masivos, y dispuesto por la Jueza Rocio Lopez Di Muro, titular del Juzgado Penal, Contravencional y faltas Nº 4.

De esta forma, la Justicia recopiló la totalidad de las imágenes registradas por las cámaras del Circuito Cerrado de Audio y Video controlado por la Unidad de Control Operativa – UCO -, desde las 17 de este jueves hasta la finalización del evento.

Mirá también

También se retiraron: copias de todos los informes Técnico, de Seguridad y de Planificación, reporte de puertas habilitadas con número de molinete por puerta, listado de socios con derecho a ingreso, entradas vendidas, entradas de protocolo entregadas, entradas a palcos y cualquier otro elemento que resulte de interés para la investigación.

El presunto delito del que se podría acusar a River tiene que ver con “omisión de recaudo en la organización del partido”, que derivó en desmanes sobre la hora y que habría significado un aforo de más del 100% habilitado.

La Justicia allanando el Monumental.

La Justicia allanando el Monumental.

EL TRIUNFO QUE CONSAGRÓ A RIVER COMO CAMPEÓN

Con una actuación inolvidable en un torneo inolvidable, River aplastó a Racing (4-0) con goles de Agustín Palavecino, Julián Alvarez y un doblete de Braian Romero y es un gran campeón de la Liga Profesional. El torneo que le faltaba al exitoso ciclo de Marcelo Gallardo, el tótem que fue varias veces ovacionado por un Monumental en estado de éxtasis.

En un país que se acostumbró patológicamente a dividir todo por dos, que casi que necesita la discordia permanente, quizá River ha logrado el milagro del consenso. Al menos, el futbolero: nadie puede negar que ha sido el mejor en esta Liga Profesional que se ha llevado con inédita holgura. Pues en 99 días alcanzó una metamorfosis impensada, de un equipo prematuramente tumbado al que el almanaque se le había caído encima después de perder con Atlético Mineiro a una versión energizada, artesanal pero a la vez contundente.

La goleada a Racing que permitió que Gallardo levantara el hasta acá imposible pagaré fue de algún modo una alegoría del torneo de River. Un resumen impecable: transitó un arranque irregular, con inoportunos tropiezos e imprecisiones como la jugada de Paulo Díaz que desactivó Armani o los pasajes fuera de timing de Ponzio, al esplendor del cierre del primer tiempo, potenciado en el segundo.

Con una exhibición de lo que terminó siendo morfológicamente el campeón: un equipo con sociedades en velocidad y balón bien orientado a través de intérpretes genéticamente diseñados para jugar en River. De Palavecino para Enzo Fernández, tu grato nombre. De Simón para Julián Álvarez, castigador contundente for export, de proyección Mundial. De Carrascal, de intermitente andar aunque más decisivo que en otros tiempos, a un Romero que festejó un doblete siendo relevo de Rollheiser, otro talento canterano que se ensambló como pieza decisiva.

Racing pudo, sólo en el primer ratito, complicar a un River al que le costó asentarse. Pero luego el cuadro de Gago sólo fue espectador de campo de una reivindicación de lo que el equipo de Gallardo hizo desde que tomó impulso para dar la vuelta olímpica. Que incluso habiendo sufrido 26 bajas, muchas sensibles (Matías Suárez, Nicolás De la Cruz, Enzo Pérez para el cierre del torneo) construyó una resiliencia de manada. Y edificó una esencia, de esas que tanto faltan en el fútbol argento. Uno que por espectáculo no llena a casi nadie, salvo a los de River.

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *