La FIFA deberá indemnizar al creador del spray de los árbitros

Algo que estaba tan naturalizado en el mundo de la redonda, hoy vale millones. Este jueves, un tribunal brasileño condenó a la FIFA a indemnizar a Heine Allemagne y al argentino Pablo Silva, creadores del famoso spray que usan los árbitros durante los partidos, por violar los derechos de autor y actuar con mala fe, según informaron los abogados de los demandante.

Según dio a conocer la agencia EFE, una de las tantas cortes de apelaciones de Río de Janeiro aceptó el recurso presentado por Spuni, empresa de Allemagne, y determinó que la Federación Internacional de Fútbol Asociación repare “los daños causados en razón del uso no autorizado del spray en competiciones”.

Heine Allemagne con el aerosol en la FIFA.

Heine Allemagne con el aerosol en la FIFA.

Pablo Silva, el gran impulsor del aerosol, en la FIFA.

Pablo Silva, el gran impulsor del aerosol, en la FIFA.

Mirá también

Cabe destacar que el monto de la indemnización se definirá en una próxima etapa del juicio, que se inició en 2017. Pese a esto, los defensores del empresario reclaman el pago de al menos 50 millones de reales, una cifra cercana a los 9,1 millones de dólares.

El tribunal de Río consideró en su sentencia, dictada el miércoles, que la FIFA actuó con mala fe durante las negociaciones que mantuvo con el inventor brasileño para el uso del spray.  De acuerdo con la denuncia, el órgano rector del fútbol mundial “abusó de la buena voluntad” de Allemagne y Silva, “utilizando el spray de forma gratuita y aprovechando el saber hacer” de su empresa para “la implementación del producto, mientras ocultaba la marca del mismo”.

Mirá también

El Spray comenzó a utilizarse en 2008 en un partido entre Los Andes y Chacarita (AFP)

El Spray comenzó a utilizarse en 2008 en un partido entre Los Andes y Chacarita (AFP)

Según sus abogados, hace un par de años Allemagne y Silva asesoraron a la FIFA para adoptar el uso del spray a base de espuma, lo que hoy es un elemento fundamental para los árbitros. Pese a esto, los inventores, que tienen patentada su marca en 43 países, fundamentaron que “jamás” fueron “adecuadamente” reconocidos o recompensados por ello, lo que a su entender “viola una garantía fundamental” y configura una “práctica ilícita en Brasil y en diversas jurisdicciones”.

Mirá también

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *