¿Habrá Gago para rato?

Hacía un rato nomás que Fernando Gago había finalizado su primer entrenamiento. Sabía que llegaba más avalado por sus convicciones con el juego que por sus pergaminos como técnico: venía de siete derrotas al hilo en Aldosivi, motivo por el que debió irse. Pero Pintita convenció a los dirigentes, se plantó ante los jugadores y luego frente a la prensa: “Quiero que dé gusto ver jugar a Racing”.

Gago viene con calma... (Foto Juano Tesone).

Gago viene con calma… (Foto Juano Tesone).

Y el entrenador siempre persiguió ese objetivo, incluso en los momentos de turbulencia. Pasaron seis meses desde que pisó Avellaneda, el equipo encontró un rumbo y se aferró a la idea, es líder de la Zona A y los hinchas se sienten identificados. ¿Qué más pedir? Por esto, como lo anticipó Olé, los dirigentes ya comenzaron con el operativo para renovarle el contrato, que se vence a fin de año…

Mirá también

La transición

Una de las políticas de la actual conducción del club es tratar de sostener a los entrenadores. Lo hicieron con Juan Antonio Pizzi, que llegó a disputar una final pese a no haber encontrado nunca un patrón futbolístico. A la deuda del juego se le sumaron los malos resultados y el ciclo de JAP se auto-devoró.

Mirá también

La transición de Claudio Úbeda no fue una solución. Y en el medio de una búsqueda frenética, con entrenadores de renombre que dijeron “no, gracias”, apareció Gago cuando nadie se lo imaginaba. Y, pese a que cerró el 2021 con tres victorias y cinco derrotas, tanto el Pintita como los dirigentes apostaron a trabajar duro en la pretemporada para lograr la sintonía futbolística.

El cambio

La actual temporada de la Academia, hasta el momento, resultó más que satisfactoria. Pintita le dio al equipo una clara identidad: apuesta por la tenencia del balón para generar espacios que le permitan hilvanar situaciones de gol. Está invicto en la Zona A (es el líder) y arrancó la Sudamericana con dos victorias.

De todos modos, los resultados no son lo único que puso en la balanza el presidente Víctor Blanco y compañía: valoran que en el plantel se generó una sana competencia, que el DT suele rotar jugadores y que la estructura no se resiente. Se nota una armonía interna saludable: en los momentos en los que hubo dudas, el grupo se apoyó entre sí. Y hoy defienden a su DT con hambre dentro de la cancha.

Mirá también

Gago potenció jugadores que venían bajos, como Enzo Copetti y Javier Correa, sumó en este mercado refuerzos que no fueron costosos (salvo Cardona, que no fue exclusivo del DT) y se lo nota cómodo. De todos modos, Pintita volvió a correrse de las luces. “Soy la cabeza del grupo y trato de darle una identidad al equipo, pero el mérito es todo de los jugadores, están en un alto nivel”.

Mirá también

El plan renovación ya está en marcha. Pero la idea es ir paso a paso. Es decir, sondear a Gago y hablar por arriba, ya que lo importante es mantener la concentración. Ahora sólo hay que pensar en seguir dando pelea en todos los frentes. Después de junio, comenzarán las negociaciones de manera formal. ¿Habrá Pintita para rato?

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *