gol, felicidad y “a pensar en la semi”

Siempre está. En las buenas, en las malas. En partidos chicos y en finales. En la Copa de la Liga y en la Copa Libertadores. Con goles y asistencias. Con sacrificio y velocidad. Con una calidad impropia del fútbol argentino. Sebastián Villa, de él hablamos, lo hizo otra vez. Fue el mejor jugador de la cancha, asistió a Pol Fernández en el gol anulado a instancias del VAR y metió el 1-0 con una buena definición al primer palo de Unsain. Así, llegó a cinco gritos en el año y ya es el tercer goleador de la era Battaglia. Determinante.

Mirá también

“Doy gracias a Dios por el triunfo y por el gol. Me voy contento por haber ayudado al equipo, que es lo más importante. Logramos la victoria que buscábamos y ahora a pensar en la semifinal, donde vamos a dejar todo”, adelantó el colombiano, que en 2022 ya les había marcado a Aldosivi (dos), River y Lanús.

Mirá también

Villa, de los pocos titulares que había actuado el sábado ante Tigre, hizo un desgaste descomunal por la banda izquierda. Se desdobló en defensa y exigió en ataque cada vez que se lo propuso. Volvió loco a Tripicchio e inició la mayoría de las acciones de peligro con las que contó el Xeneize.

Villa, otra vez el mejor de Boca (AFP).

Villa, otra vez el mejor de Boca (AFP).

Mirá también

Pude hacer un buen trabajo por la banda izquierda, pero creo que todos hicimos un gran trabajo. ¿Cuál es la clave de este equipo? Las ganas que le estamos poniendo. Tenemos un gran equipo. Anteriormente no se nos daban los resultados, pero todo es un proceso y debemos seguir así”, deseó Focus, cada vez más decisivo.

Mirá también

La noche no pudo ser mejor para Villa. Mojó, festejó, bailó y se llevó una ovación de parte de una Bombonera a explotar que parece haberlo perdonado por completo. Este miércoles, además, todo Boca hizo un gran partido. Y Villa lo vivió a pleno.

Villa vio la amarilla en la jugada del gol anulado (Télam).

Villa vio la amarilla en la jugada del gol anulado (Télam).

Ahora a disfrutar con mi familia, con mi gente que está aquí y con la gente de Antioquia, mi ciudad. En la semi vamos a ir a hacer las cosas bien, como las venimos haciendo”, adelantó el atacante de 25 años. Boca volvió a sonreír. Y Villa tuvo muchísimo que ver…

​Votá en la encuesta de Olé

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *