escándalo, robo de señales y trampa en la MLB

Hay un equipo en la Major League Baseball que busca deshacerse de la imagen que se constituyó al rededor suyo luego de una serie de sucesos en 2017. Los Astros de Houston quieren limpiar su nombre tras verse envueltos en un escándalo por robo de señales y arrancaron a competir en la Serie Mundial.

Este martes jugaron contra Braves y a pesar de haber perdido por 6-2 su objetivo va más allá de los resultados. Durante los últimos años, en cada cancha que visitaron alguien hizo referencia a lo ocurrido en 2017. Los insultaron, los maldijeron y los criticaron duramente incluso en redes sociales. Sólo en su propia cancha todo esto queda en el olvido.

Las críticas se remontan a un hecho relacionado con las transmisiones de los partidos. Según un reporte oficial de las Grandes Ligas publicado en enero de 2020, los Astros utilizaron una cámara en el central para que les ayudara a robar ilegalmente las señales emitidas por los cátcheres contrarios. Actualmente sólo hay tres jugadores que siguen compitiendo en el equipo e integraron aquel plantel que participó del robo de señales: Carlos Correa, Jose Altuve y Alex Bregman.

Mirá también

Hinchada rival se burla de los Astros. Créditos @APNEWS

Hinchada rival se burla de los Astros. Créditos @APNEWS

A la hora de recordar lo vivido, Correa contó: “Sólo queremos mostrarle al mundo que somos el mejor equipo. Para que podamos hacer eso, tenemos que conseguir cuatro victorias más. No pienso que el ruido exterior nos motive en lo absoluto”. Aun así no sólo afecta a quienes estuvieron en el equipo en 2017 sino también a los que heredaron la imagen ya instalada en las hinchadas y Yordan Álvarez explicó: “No estaba aquí con el equipo en 2017, pero me han abucheado igual que a cualquier otro”.

Mirá también

​Luego de que se conocieran los hechos, llegaron las sanciones y el mánager A. J. Hinch y el gerente general Jeff Luhnow fueron despedidos por el equipo y suspendidos por las Grandes Ligas. Luego asumió como mánager Dusty Baker quien hoy asegura que las acusaciones ya quedaron en el pasado y los jugadores buscan crear un nuevo camino. 

“Creo que este equipo ya superó eso porque sabe que puede jugar. Así que en esto es en lo que tienes que pensar, ¿yo contra el mundo?”, dijo Baker. Y agregó: “Después de un tiempo, ¿Cuánto más puedes tener ese mantra? Así que creo que eso se ha acabado desde hace tiempo”.

A pesar de que las hinchadas rivales no olvidan lo que pasó y en cada encuentro alguno exhibe una pancarta burlándose o se escuchan abucheos, los Astros de Houston quieren modificar su imagen. Hasta el momento han conseguido 10 títulos divisionales: tres de la NL Oeste, cuatro de la NL Central y tres de la AL Oeste. Tras disputar el primer partido de la Serie Mundial, buscan afianzarse en la competencia y lucirse con su juego. 

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *