Cristiano y una fuerte autocrítica tras la goleada histórica

Este domingo fue un día para el olvido para el Manchester United y sus hinchas. Los Red Devils sufrieron una de las peores goleadas de los últimos años y cayeron 5-0 frente al Liverpool en el Derbi del Noroeste de Inglaterra. Tan mala fue la presentación del equipo dirigido por Ole Gunnar Solksjaer en el Old Trafford, que hasta buena parte de los hinchas abandonaron el estadio cuando recién se estaban disputando los primeros minutos de la segunda parte.

Mirá también

Es que cuando Mohamed Salah marcó el 0-5 a los cinco minutos del segundo tiempo, muchos fanáticos comenzaron a dejar la cancha. Así, a medida que transcurría el tiempo, los espacios vacíos en las tribunas del mítico estadio cada vez eran más evidentes. Algunos, los más fieles, decidieron seguir en la cancha y no dejar de alentar, aunque la música de fondo que se escuchó durante casi todo el encuentro fueron los cantos de los hinchas del Liverpool.

Aún caliente por la dolorosa derrota, Cristiano Ronaldo, quien además vivió un bochornoso momento con una agresión contra Curtis Jones que inmediatamente se viralizó, publicó un sentido mensaje en las redes sociales, haciendo una fuerte autocrítica por la goleada sufrida.

Mirá también

“A veces, el resultado no es por el que luchamos. A veces el marcador no es el que queremos. Y esto es de nosotros, solo de nosotros, porque no hay nadie más a quien culpar”, comenzó el portugués en su cuenta oficial.

Mirá también

Y cerró: “Nuestros fans fueron, una vez más, asombrosos en su constante apoyo. Se merecen algo mejor que esto, mucho mejor, y depende de nosotros cumplir. ¡El tiempo es ahora!”.

El momento de descontrol de Cristiano

Cristiano Ronaldo es show, gol y buen fútbol. Pero sobre todo es competitividad y respeto absoluto por el deporte. Por eso es casi inédita la imagen que regaló el futbolista durante el primer tiempo ante el Liverpool, cuando todavía el juego iba 0-3 para los visitantes.

El portugués peleó una pelota sobre la raya final luego de que Alisson le contuviera el remate. Curtis Jones cubrió bien el balón y, ante la impotencia y la bronca acumulada, CR7 no contuvo el enojo que arrastraba por el resultado y se descargó con el pobre futbolista contrario.

¿Qué hizo? Algo que a sus 36 años y con casi 20 de carrera casi nunca protagonizó. Primero, una patada a la altura del pecho que no llegó a conectar, pero que se notó que no tuvo ningún tipo de intención en disputar la pelota. Como si fuera poco, cuando Jones quedó en el piso, Ronaldo pateó la pelota que quedó trabada en la abdomen del hombre del Liverpool.

​Inmediatamente después de que Cristiano agrediera al rival, sin perjuicio sobre su físico, pero en clara postura de descargarse la bronca, el resto de los jugadores del Liverpool fueron a buscar al portugués, reprochándole esa actitud tan impropia de su trayectoria.

Mirá también

CR7 apenas intercambió alguna palabra pero inmediatamente abandonó la escena y se fue cabeza abajo mirando el pasto. Luego, el árbitro el mostró la tarjeta amarilla. La sacó barata…

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *