¿Conviene que venga Messi?

La pregunta del título parece apenas retórica: ¿cómo no le va a convenir a Argentina que Messi venga? Solo que esta vez, habría que evaluar con cuidado si no es mejor para Leo, y por tanto para la Selección, evitarle este viaje a Sudamérica, con el pasaje al Mundial de Qatar ya picado.

Por un lado, no tenerlo a Leo en dos partidos no implica regalarles los puntos a Chile y a Colombia, a quienes hay que enfrentar con todo respeto por ellos y por quienes rivalizan con ellos para clasificarse. Hablamos de una Selección que está en su mejor momento del ciclo y una de cuyas graduaciones en el muy buen 2021 que tuvo, fue dejar de ser un equipo messidependiente.

Último partido que jugó Leo, el 22 de diciembre, PSG vs.Loireant (Reuters / Stephane Mahe).

Último partido que jugó Leo, el 22 de diciembre, PSG vs.Loireant (Reuters / Stephane Mahe).

Mirá también

Por otro lado, lo que necesitamos es que Leo llegue de la mejor manera a noviembre. Y esto implica lo físico, lo futbolístico y su tranquilidad de ánimo. Su último partido fue el 22 de diciembre; desde que tuvo Covid no pudo volver a jugar y no hay buenos indicios de que vaya a reaparecer este sábado. ¿Cómo retoma Messi su mejor estado de forma?  Jugando.

Al preguntarnos si conviene que venga, incluimos el plus de viajar desde Europa a Buenos Aires, de allí al desierto de Calama y de allí a Córdoba.

Leo, cuando vino a Rosario por las Fiestas. Allí se contagio Covid.

Leo, cuando vino a Rosario por las Fiestas. Allí se contagio Covid.

Mirá también

E incluimos el desgaste que le está produciendo con su club y los hinchas parisinos que llevaron al mejor del mundo, haber faltado a 11 partidos por distintas causas y no haber dado aún la prestación esperada, si bien está jugando una muy buena Champions. El director deportivo del PSG, el brasileño Leonardo, ya se quejó de que Leo “pasa más tiempo con la Selección Argentina que aquí”. Si contribuye a la serenidad de Messi en su día a día, quedarse esta vez en París, puede ser también mejor para nosotros.

Es central, claro, saber cuál será su voluntad: si lo que él quiere es venir igual, no faltar en el equipo al que más ama, reencontrarse con el grupo y la gente con la que se siente mejor, ¡que venga entonces!

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *