Argentina estuvo a la altura pero perdió en San Luis con Brasil

Cuando se juega así, perder da tristeza, seguro, pero no debería quedar nada para el reproche. Argentina salió a jugarle de igual a igual al favorito (y más alto) Brasil en la final del Sudamericano de San Luis, y si bien terminó arriba tres cuartos, las brasileñas emparejaron el último y cerraron mejor, 69-68, para recuperar el título.

Mirá también

Es que Argentina les había ganado en el 2018 luego de una hegemonía verdeamarela de 16 triunfos. Fue 65-64 en Colombia con un libre de Melisa Gretter a falta de 2,7 segundos para un festejo demorado 70 años…

Así se sufrió en San Luis (Prensa CAB).

Así se sufrió en San Luis (Prensa CAB).

Esta vez la base del Estudiantes madrileño también tuvo un libre sobre el final, pero fue para el último punto y con solo seis décimas de segundo para intentar una canasta agónica y salvadora, que al cabo no se dio porque a Agustina Burani le taparon ese tiro del final.

Mirá también

Al cabo, el premio ya estaba en el bolso tras la victoria ante Colombia en semi, clasificación para la Americup del año que viene (con sede y fechas a definir), paso inicial para soñar con una dificilísima clasificación a los Juegos de París 2024.

Cierre apretado

Para contar el partido probablemente sea más atinado comenzar por el final. Es cierto que Argentina, desde el vamos, suplió la menor altura (claramente) con una organización defensiva que no necesitaba de centímetros para ganar los rebotes sino de un buen posicionamiento en la pintura. El 20-15 del primero chico y el 31-23 al descanso largo le daban la derecha al equipo dirigido por Gregorio Martínez.

Sin embargo, contra las brasileñas es complicado mantener un buen nivel o tenerlas cortitas durante los 40 minutos. Así, cuando el partido comenzaba a entrar en minutos calientes, las visitantes comenzaron a sacar lo mejor de sí y lo dieron vuelta ya en el tercero, 41-40 a 2m30. Igualmente, la Selección terminó al frente, 47-46.

Mirá también

En el cuarto parcial ya era doble a doble, sin poder sacar diferencias amplias ninguno de los dos equipos. Ni siquiera con una figura preponderante (Andrea Boquete, Luciana Delabarba y Julieta Mungo marcaron 12 tantos cada una para ser las artilleras nacionales), salvo por Paixao, goleadora con 17 y responsable del último doble de su equipo.

A los últimos dos minutos llegaron 64-64; a falta de 23 segundos, dos libres de Mungo volvieron a llevar el duelo a una parda. Sin embargo, en la última posesión, Brasil gastó todos el tiempo que tenía (también por la buena defensa nacional) y la mencionada Paixao, exigida y pasada, metió el doble de la victoria…

Parecía triunfo sellada porque el reloj marcaba que quedaba una décima de segundo y el partido ya iba 69-67. Sin embargo, le cobraron técnica al DT brasileño, Jose Neto, por haber ingresado a la cancha a festejar. Era un libre y reposición para Argentina. Los relatados antes, que no alcanzaron…  

Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *