Ya se venden pasajes de micro entre Buenos Aires y Misiones pero cuestan casi como ir en avión



Tras la confirmación de que -debido a las nuevas normas dispuestas para esta etapa de la pandemia de coronavirus- a partir del próximo fin de semana vuelven los viajes en micro entre Misiones y Buenos Aires, las empresas habilitadas para operar comenzaron a vender pasajes.

A la buena noticia del retorno del transporte terrestre de larga distancia le siguió otra no tan buena: los tickets tienen incrementos de alrededor del 30% en relación con los precios que estaban vigentes en marzo cuando se suspendieron los viajes.

En algunos casos, hasta puede llegar a convenir movilizarse en avión, aprovechando los vuelos de cabotaje que están disponibles desde hace tres semanas.

En relación con los viajes en ómnibus, el Ministerio de Transporte de la Nación habilitó conexiones entre Misiones y dos provincias: Chaco (entre Posadas y Resistencia) y Buenos Aires.

En cuanto a la Capital Federal, el Gobierno nacional dio luz verde para realizar 15 frecuencias semanales entre Puerto Iguazú-Buenos Aires y 7 para la conexión Posadas-Buenos Aires. En CABA, los micros llegan y salen utilizando la terminal Dellepiane, ya que la de Retiro está en obra.

Las empresas que obtuvieron las frecuencias de Iguazú son Tigre Iguazú (del grupo Vía Bariloche), Río Uruguay, Expreso Singer y Tramat. En Posadas les fueron otorgadas a Crucero del Norte, Expreso Singer, Río Uruguay y Vía Bariloche.

Terminal de ómnibus de Posadas.

El incremento en los precios de los pasajes está motivado por dos variables. Por un lado, la inflación de estos ocho meses y el consiguiente aumento en insumos. Por otro, la limitación en la capacidad de las unidades que, como máximo, circularán con aproximadamente un 60% de sus asientos ocupados.

“La capacidad que tenemos en un coche mixto, que es cama abajo y semicama arriba y es el que vamos a operar nosotros, es de 37 pasajeros (habitualmente son 60). Y no va a haber más servicios a bordo de las unidades. En el caso del sanitario, se van a poner los satirizantes en el baño de la unidad y el mismo pasajero va a ser responsable de mantenerlo limpio cada vez que lo use”, le contó el empresario Darío Skrabiuk, de la compañía Río Uruguay, al diario Primera Edición.

Para las unidades equipadas solo con asientos cama, el máximo habilitado de pasajeros es de 26. Y en los servicios suite o primer clase, el tope es 18.

¿Cuáles son los precios?

“Hablamos entre las empresas misioneras y no misioneras, y vamos a arrancar los pasajes en el orden de 4.500 pesos en coche semicama”, dijo también Skrabiuk, en referencia a los viajes entre la capital de Misiones y la terminal bonaerense.

En efecto, en plataformas de ventas de pasajes ya se pueden comprar boletos Posadas-Buenos Aires o Buenos Aires-Posadas por $4.500 en semicama o $4.850 en coche cama ejecutivo.

La diferencia entre lo que cuesta un pasaje en ómnibus y un ticket aéreo para hacer el mismo viaje invita a hacer cálculos. En la web de Aerolíneas Argentinas, como suele suceder con los pasajes de avión, el valor cambia según la fecha del viaje.

Terminal de ómnibus Dellepiane, en la Ciudad de Buenos Aires.

Pero de acuerdo con las tarifas que figuraban este miércoles, si se compra el pasaje con al menos 10 días de anticipación, el precio para Posadas-Buenos Aires es de $6.024, es decir, menos de $1.200 de diferencia con el coche cama. Pero un ticket ida y vuelta, dependiendo de las fechas elegidas, se puede conseguir incluso por alrededor de $9.000, prácticamente lo mismo que sale ir y volver en micro.

En cuanto a los tiempos, la duración del viaje en ómnibus es de 12 horas y 45 minutos y en avión, de una hora y media (a la que hay que sumarle unas tres horas más de trámites en aeropuerto).

Puestos a buscar ventajas del micro, se puede decir que mientras las terminales terrestres son relativamente cercanas a las zonas céntricas de las dos ciudades, los aeropuertos están más alejados, en especial el de Ezeiza, distante unos 35 kilómetros del centro porteño.

También, que los pasajes de avión únicamente incluyen la posibilidad de llevar equipaje de mano, en cambio al ir en ómnibus se pueden trasladar piezas más grandes en bodega. Para hacer esto en un vuelo hay que pagar un plus.

Algo a tener en cuenta a la hora de sacar pasajes es que por el momento los viajes -tanto en colectivo como en avión- están restringidos únicamente a personal esencial y de fuerzas de seguridad, o casos certificados de extrema necesidad por cuestiones de salud.

Los vuelos de cabotaje de Aerolíneas Argentinas están disponibles desde la última semana de octubre. Foto: Telam.

El hecho de no cumplir con estos requisitos no impide realizar el trámite de compra en las plataformas web, pero si el comprador no figura dentro de las personas habilitadas a viajar, no le permitirán ingresar al medio de transporte.

Entre Puerto Iguazú y Buenos Aires, la situación de las tarifas es similar a la de Buenos Aires-Posadas. El micro semicama cuesta $5.740 y cama ejecutivo, $6.150.

En este caso, la diferencia con el aéreo es un poco mayor ya que si se saca el ticket de Aerolíneas Argentinas con cierta anticipación, el valor publicado este miércoles es de $8.655. Pero si el viaje es de ida y vuelta, se pueden conseguir combinaciones por alrededor de $11.000, igual o menos de lo que costarían los dos tramos en micro.

También es importante la diferencia de horas. Un avión entre Ezeiza e Iguazú demora dos horas. Un micro, diecisiete.

En cualquiera de los casos, para ingresar a la provincia de Misiones el pasajero debe presentar un test de Covid-19 negativo realizado dentro de las 48 horas previas a su arribo. Si no cuenta con él, tiene que someterse a un test rápido y esperar el resultado en la terminal o el aeropuerto adonde llegue.

JT

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *