Último sábado de cuarentena estricta: negocios que abrieron antes de tiempo y otros que cierran para siempre



Una mujer duerme sobre un cartón frente a la reja baja de una mueblería en Santa Fe y Junín. A unos metros, sobre la avenida, una lencería vende medias a una señora con máscara de plástico, a pesar de que la cuarentena por coronavirus recién se flexibilizará a partir del lunes y el take away todavía está inhabilitado para los no esenciales. Además, en las arterias de alto tránsito como Santa Fe la reapertura se demorará un poco más. Aún así, la cantidad de comercios que atienden a persiana a medio abrir aumentó este sábado en los rubros de ropa, calzado y accesorios, si bien la mayoría sigue cerrado.

Las calles de Palermo están tranquilas. Con neblina espesa y lluvias intermitentes, es el típico día para ir al cine o llevar a los chicos a los jueguitos de algún shopping, pero esos centros comerciales abrirán recién en la quinta etapa de la nueva cuarentena.

El viernes terminó la primera parte del año escolar y este sábado y el domingo son los días de las salidas recreativas para los menores de 15 años. La semana que viene se sumarán martes y el jueves, y a partir del 27 de julio, los chicos podrán hacer paseos diarios.

El último sábado de cuarentena estricta coincidió con el primer día de las vacaciones de invierno. Foto: Guillermo Rodríguez Adami

Pero este sábado es el primero tras el comienzo de las vacaciones de invierno, que comenzaron con un paseo cortito por el barrio. Parejas de la mano y algunas familias con chicos recorren las veredas. El Arredo de la esquina de Santa Fe y Pueyrredón tiene las puertas de vidrio cerradas. Adentro, se ve una decena de volantes esparcidos por el piso, un reguero de menús de comida de los negocios de la zona.

A unos metros, un vendedor atiende su puesto de flores. “No aguantaba más en casa”, cuenta a Clarín. Pasó 120 días con su negocio cerrado, con excepción de los 15 días que el rubro estuvo habilitado en mayo. El dueño del puesto le hizo “un arreglo” y no le cobra el alquiler, cuenta, y gracias a eso pudo volver a abrir. “Muchos locales de la zona hoy están abriendo”, señala. Desde el miércoles, podrán atender con retiro en puerta.

Algunos comercios atendieron con la persiana a medio abrir. Foto: Guillermo Rodríguez Adami

De la mano de enfrente, hay un local con ropa de mujer y niñas. La persiana está abierta hasta la mitad y los vendedores atienden desde la entrada. A la izquierda, el comercio de indumentaria está con la reja baja y la luz apagada. Algunos carteles invitan a comprar por Whatsapp y redes sociales. A la derecha, sobre la misma vereda, los dueños de un local de zapatos trasladan los últimos muebles. “Liquidación”, dicen las letras rosas sobre uno de los vidrios.

“Nos fundimos. Arrancamos este local hace 6 meses con ventas flojas y hoy hace 121 días que no podemos abrir y, por más créditos del Gobierno, no hubo manera de aguantarlo”, cuenta Horacio Asselborn, propietario de Zona Zapatos.

El local de calzado Zona Zapatos, sobre avenida Santa Fe, es uno de los que cerró. Foto: Guillermo Rodríguez Adami

“No tuvimos ningún ingreso, salvo el de las ventas por Mercado Libre”, asegura. Explica que los costos fijos se hicieron imposibles entre el alquiler, que en la zona no baja de los 100 mil pesos, los sueldos de 8 empleados y los pagos a proveedores. “Aparte de que no se sabe qué va a pasar cuando esto se reactive, tendríamos que trabajar al ritmo de antes por un año sólo para pagar las deudas”, explica.

Desde el martes, Asselborn trabaja con sus socios y los empleados para vaciar el local. El tercer camión de mudanzas llegó este sábado para dejar definitivamente el lugar. “Muchos comerciantes han bajado la persiana, porque no hay manera. Zapaterías cercanas también cerraron”, asegura.

Algunos comerciantes liquidan la mercadería porque van a cerrar. Foto: Guillermo Rodríguez Adami

Según la Federación de Comercio e Industria de la Ciudad de Buenos Aires (FECOBA), unos 24.200 negocios de Capital tuvieron que cerrar para siempre a raíz de las restricciones por el Covid-19. Representa al 12% del sector.

“Ninguno de nosotros, los comerciantes, guardó plata por si algo así pasaba”, explica Asselborn. “Todos apostamos al país. Empezamos con algo chiquito y fuimos invirtiendo. Compraste más locales, tomaste más empleados. Y no te quedás con respaldo. Uno lo único que sabe es trabajar. La pandemia no es culpa de nadie, pero el país estaba ya realmente flojo y nos quedamos sin espaldas”, dice el comerciante y muestra una foto del local a principios de año.

El 22% de los comercios de la Ciudad cerraron por la pandemia. Foto: Guillermo Rodríguez Adami

En Juramento y Cabildo, los negocios están con la persiana baja prácticamente al 100 por ciento. Muy pocos abren, generalmente los locales con vidrieras más desapercibidas, como en las del ingreso a las galerías. Una joyería y un local de calzado atienden al público sin disimulo.

Algunas vidrieras están totalmente transformadas. En un local de accesorios para celulares, se venden más barbijos que carcazas. “Están entre 100 y 180 pesos”, informa una vendedora y cuenta que las pusieron en la parte del frente, porque “es lo que más salía”. 

En la vereda de enfrente, sobre Cabildo, una juguetería atiende con la cortina semiabierta desde la entrada. Pusieron dos caballetes de madera y unas tablas como mostradores para entregar mercadería, mucha por la logística del delivery.

Los comerciantes dicen que abrieron igual porque “ya no se aguanta más” la cuarentena. Foto: Guillermo Rodríguez Adami

“Hoy ya fue, abrimos igual”, afirma una vendedora de un local de ropa en la misma cuadra. “Supuestamente es a partir de la semana próxima, pero no se aguanta más. En estos días nos mantuvimos con venta desde la puerta, además de la venta online y hoy ya empezamos normal”, cuenta.

Una clienta entra al local, levanta una percha con una remera y pide precio. Otras vecinas entran y salen como si no hubiera pandemia.

NS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *