Susana Giménez: “Tengo terror de que nos quieran convertir en Venezuela”



Luego de la polémica que rodeó a su viaje rumbo a Uruguay en medio de la cuarentena por el coronavirus, Susana Giménez hizo un crudo análisis del momento político y económico que atraviesa Argentina: “Tengo terror de que nos quieran convertir en Venezuela”, lanzó.

La conductora televisiva se mostró preocupada por una imagen repetida durante la pandemia y la relacionó con la profunda crisis venezolana: “Cuando vi a una señora hacer una fila desde las 4.30 de la mañana para comprar huevos, vi a Venezuela y tengo terror de que nos quieran convertir en eso”.

En esa línea, alertó que “el populismo es muy peligroso” y recordó a la Argentina en la cual “el Gobierno no te daba nada y se vivía muy bien”. 

“Era un país maravilloso. Nuestros abuelos venían de España, Irlanda, Francia… Eran trabajadores y a nadie se le ocurría pedir ‘a mí me tienen que comprar una casa’. Vivían en departamentos con agua y baños. Era distinto y existía la cultura del trabajo. Hasta que no hagamos eso es muy difícil salir”, remarcó en diálogo con Luis Novaresio en Animales Sueltos.

“Yo tuve la suerte de vivir una niñez bastante buena, a pesar de que en el 55 hubo una revolución y lo sacaron a Perón. Pero igual se vivía bien. Yo no tenía custodia, ni chofer, ni nada. Iba al teatro, volvía de trabajar a las 3 de la mañana y no tenía nunca miedo de nada”, continuó.

Susana explicó que “no había esa locura por la plata que hay ahora” y se quejó porque “no tenemos una Justicia que funcione” para castigar los actos corruptos.

“Es difícil hablar con los políticos. No entienden y no les importa. Lo único que quieren es hacerse ricos, es muy raro. Me gustaría tener un país limpio, con gente honorable como cuando éramos chicos”, se lamentó.

Consultada sobre si le gusta el gobierno de Alberto Fernández, la diva expresó: “No soy peronista, lo dije mil veces. De Alberto me gustó cómo era en el trato: afable, paternal, nada gritón, ni te apuntaba con el dedo. Actuó muy bien al principio de la pandemia, pero ahora está pasado y debe estar muy presionado por La Cámpora supongo”.

Y argumentó: “Le dicen lo que quieren hacer ellos, me da la impresión. Ojalá me equivoque y Alberto tenga carácter para hacer lo que se le da la gana a él y no lo que le dicen”.

Explicó que le gustaría que el presidente “tuviera carácter para hacer lo que el piensa” porque “en el fondo de su corazón no es populista”.

Al remarcar la falta de educación y de trabajo, Susana exclamó: “A mi me gusta decir la verdad y lo que pienso pero a veces en este país no se puede. La educación es fundamental. No lo vi a (Roberto) Baradel armar quilombo este año. Claro, no pudo por la cuarentena y todo lo demás… Pero la educación y el trabajo son fundamental. La gente tiene que laburar. No pueden vivir todos de dádivas y que el Gobierno te dé para todo, no se puede. En cualquier país del mundo se administra. La guita no es de ellos, es nuestra”.

Mirá también

Sobre la extensión de la cuarentena, la diva consideró que “la gente no puede estar encerrada 80 días porque es ridículo” y se mostró preocupada por la situación en las villas: “Nosotros tenemos todo para cuidarnos como agua, alcohol, lavandina… pero en la villa no se puede hacer lo mismo porque están hacinados y tienen que laburar, si no no comen. Es una cadena horrorosa”.

Por último, se refirió a la polémica en torno a su viaje: “Nunca pensé que se iba armar semejante polémica, siempre conmigo es una cosa rara. Salí porque pedí permiso para hacer la residencia y como tengo propiedades acá me lo dieron. Tuve que llenar muchísimas cosas, ir al Consulado uruguayo y después le mandé los permisos a Cancillería, que dijo que sí. El avión no sale si no tenés los permisos”.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

CLip art of Flip Day 2 CLip art of Flip Day 1 CLip art of Flip Day 1