Política argentina: “No hay grieta cuando hay un objetivo compartido”



Veo con asombro en los medios y en las llamadas “roscas políticas” (frase desagradable) comunicadores hablando de grietas y divisiones que a mi modo de ver no existen y nos llevan a un debate inútil, aunque perjudicial para la generación de un entramado de acuerdos provechosos.

En todo grupo de personas que se reúnen para un objetivo común existen siempre diferentes corrientes de opinión y formas de llevar adelante acciones ejecutivas. En definitiva, de eso se trata. De hacer, de generar cosas en pro y beneficio del conjunto.

¿O acaso en una familia no hay diferentes formas de hacer un asado, un guiso o limpiar la casa? ¿Existe una grieta entre mamá y papá? ¿Entre papá y el hijo frente a la parrilla? ¿Existen halcones y palomas frente a la olla del puchero? No.

Sesión virtual en el Senado de la Nación.

Siempre que exista un objetivo claro y compartido entre ellos, no habrá grieta. La grieta se genera cuando alguien de dentro del conjunto quiere imponer a la fuerza su opinión y su criterio sobre el resto.

Ahí la comunión se rompe y aparece la grieta por donde se escurre y desangra el espíritu cooperativo. Es ahí donde el resto que se ve atropellado comienza a levantar barricadas para evitar ser violentado.

Por eso creo que aquellos que alimentan esas diferencias de opinión, queriendo ver allí diferencia de valores, solo dan mayor fuerza a los que pretenden imponer su idea justamente por la fuerza. Hay quienes compiten dentro de las reglas y es válido; y hay quienes juegan fuera de los límites. Con ellos tampoco debe haber grieta, debe existir la ley.

Franklin Icazati ficazati@gmail.com

Mirá también

OTRAS CARTAS

Palabras sobre el caso de Solange Musse y su papá

Pablo Musse junto a su hija Solange. Pablo no pudo despedirse de la joven, que falleció, por las restricciones en Córdoba.

No quisiera estar en el pellejo de ninguno de esos seres que, disfrazados de funcionarios, en cadena y en forma inflexible fueron diciendo “No” a cada una de las súplicas y los ruegos de Pablo Musse. Le dijeron “No” a ese padre y con esa negativa sin piedad le prohibieron la posibilidad de despedirse de su hija Solange. A ella también le negaron la chance de irse sintiendo las manos fuertes de papá apretando la suya mientras oía de su voz “que la había querido mucho, mucho, mucho”. Como la quería en el adiós y como lo seguirá haciendo por siempre. El abrazo de todos los seres con alma para Pablo y el deseo de buen viaje a la eternidad para Solange.

Juan José de Guzmán

jjdeguz@gmail.com

Algunos se apropiaron de la política para transformarla en una herramienta para que ineptos se cuelguen oropeles. O para que puedan enriquecerse utilizando una estructura a la que se les dio acceso para servir y no para servirse. Murió Solange Musse. Alguien, o algunos, mostraron todo su poder para que su padre Pablo se desangrara en esperas eternas en retenes minuciosos. Hasta que consiguieron que no pudiera verla. Mientras, ruidosas hinchadas de fútbol festejan sin respetar nada, ante la vista gorda de los mismos que pontifican “cuidarnos”. Un cuidado selectivo. Alguien se habrá acostado esa noche en la que rechazaron el ingreso a Pablo regodeándose de su miserable cuota de poder sin alma y sin criterio ni raciocinio. Una vez más el pueblo, la gente, los que deberían ser beneficiarios de las decisiones de los que “nos representan”, se queda llorando en la vereda de enfrente.

Carlos Sala Spinelli​csalaspinelli@gmail.com

Mirá también Mirá también

“José Larralde es un músico a pura pampa, verso y verdad”

José Larralde. Foto: Francisco Kito Mendes.

Si descubro alguna nota artística/musical donde figure grande el nombre de José Larralde diré: “¡Este es un día lindo, justo, con alegría! Músico a pura pampa, a puro verso y verdad. Con habitantes ciertos y en sus palabras y guitarra.

Cuando en los años setenta se editaba algún nuevo material discográfico de José, varios amigos de él (con familias en las zonas de Luján y más pal ´norte), nos convocábamos junto al amigo y se creaban lindas peñas silenciosas para el comentario. Resultaban reuniones llenas de belleza y sorpresivas canciones decidoras del sur. Eso quedó lejos. José sigue cantando, pero no sabemos ni su rumbo ni su contenido.

Juntos en España, con el maestro Ariel Ramírez, notábamos que los jóvenes españoles eran una delicia cultural. Los versos del Sur sonaban en España. Hay, por suerte, reivindicaciones al Canto y al Cantor. Hay memoria y olvido. Venga la suerte del Sur, aunque haya mucho por decir y no se diga. ¡Todo mi respeto a la memoria!

Cesar Isella Músicocesarisella@gmail.com

Mirá también Mirá también

En respuesta a la calificación de “aluvión psiquiátrico”

Axel Kicillof, gobernador de la provincia de Buenos Aires. Foto: Mauricio Nievas.

Señor Axel Kicillof, qué bueno sería que tuviera la capacidad de autocrítica como para tomar conciencia del “aluvión psiquiátrico” que sufrimos los bonaerenses con sus declaraciones en cada renovación de la cuarentena eterna a la que nos tiene sometidos. En ellas desliza justificaciones y conceptos totalmente delirantes y controvertidos.

Su falta de respeto y desprecio hacia los habitantes de la provincia de Buenos Aires que fuimos parte del reclamo del 17A demuestra el tipo de personaje al que lamentablemente le hemos cedido el honorable cargo que detenta.

Gabriel Ballester ​gabrielballe@gmail.com

Los cristianos necesitamos los sacramentos

En julio hubo una protesta de fieles en Mendoza que se oponían a que no se permita dar la comunión en la boca.

​Tras más 150 días de cuarentena, la necesidad y el cansancio posibilitó la apertura de numerosos sectores mediante la elaboración de protocolos. No obstante, hay algunos que siguen en espera sin horizontes claros de funcionamiento: educación, turismo, clubes, gimnasios, parte del transporte. Dentro de este lote –como un rubro más- se incorpora la religión.

Se ve que no se lo considera necesaria en estas circunstancias. El punto es que los cristianos necesitamos los sacramentos que hoy en el AMBA y muchos lugares de la provincia de Buenos Aires no se pueden administrar.

Precisamente es a través de ellos que Dios nos da sus dones y sus gracias. Si bien es cierto que Él puede repartir sus bienes de múltiples maneras, quiso instituir por intermedio de Jesucristo siete sacramentos a través de los cuales tenemos la certeza de que recibimos la gracia necesaria para transitar la vida con vistas a la patria eterna.

Hoy no tenemos esa posibilidad. Tampoco tiene la posibilidad el pueblo de Dios de alabarlo los domingos, del modo que Él nos pidió cuando dijo “Hagan esto en memoria mía”, con la celebración de la Santa Misa. Esta petición no pretende ser anti-cuarentena. Se podría concretar con el debido protocolo.

No es un tema menor y valdría la pena que se considerase. Entre otras cosas, porque se puede lograr –a través de la oración- que Dios nos libere del duro tránsito de la pandemia.

Daniel E. Diez​danidiezsilva@gmail.com

Mirá también Mirá también

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

IMAGESLOVER Photo Flip Day 1 CLip art of Flip Day 2