Interna por la Seguridad: el detrás de escena de los cruces entre Sergio Berni y Sabina Frederic



La expropiación -ó no- de Vicentin y la posibilidad de endurecer la cuarentena en el AMBA por el crecimiento de los casos de coronavirus acaparaban la agenda del oficialismo en la noche del jueves. Alberto Fernández repasaba los últimos datos que le acercó el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro; sobre Catamarca y La Rioja, las provincias que eligió para visitar en el cierre de la semana. Hasta que la voz de Sergio Berni impactó duro en la Quinta de Olivos y en la Gobernación bonaerense: “En materia de Seguridad estamos solos”, bramó el ministro provincial, al reafirmar que “no” tiene el apoyo de su par nacional, Sabina Frederic.

El mensaje se replicó rápidamente y sorprendió, por el momento en que se dio, incluso a encumbrados funcionarios de ambos distritos, pero reavivó públicamente otra vez una interna que tiene larga data y que sólo había quedado solapada por el avance del coronavirus.

Se trata de una disputa en la que, curiosamente, el Presidente y el gobernador Axel Kicillof se involucraron a regañadientes durante el verano y habían logrado contener a medias, sólo hacia afuera: es que la tensión entre ambos ministros nunca se disipó. 

¿Por qué Berni ahora apunta tan duro contra a Frederic? Las últimas horas explican su explosión. El ministro llegó este jueves al programa “Animales Sueltos” luego de dedicar buena parte de su jornada a atender un reclamo de vecinos de la localidad de Villa Madero, en La Matanza, donde el miércoles un fumigador quedó en medio del fuego cruzado entre bandas narcos. “Esto parecía Sinaloa”, fue el crudo dictamen del cirujano y ex militar, quien llegó bien temprano y se retiró ya entrada la noche del lugar. Fue otro episodio más de una creciente ola de inseguridad que azota al Conurbano. 

En ese contexto, apareció públicamente el secretario de Seguridad, Eduardo Villalba, quien negó que Berni le haya pedido a Nación la presencia de gendarmes, cuando el funcionario provincial había advertido durante toda la tarde que su distrito necesitaba respaldo con el envío de efectivos y de tecnología por parte de la Nación.

“Todavía no nos pidieron gendarmes”, respondió el número 2 de Frederic, mientras Berni seguía en los principales canales de noticias hablando de las carencias de la Provincia. “Nos tendremos que sentar. Hay mesas planteadas desde principio de año y ahí vamos a evaluar qué tenemos en ese distrito, dónde lo tenemos y ver si es necesario sumar personal. Hacemos las cosas en base a una planificación”, devolvió Villalba, esquivando la polémica, en diálogo con Radio Rivadavia. 

Sergio Berni y Sabina Frederic, en una reunión que mantuvieron en La Plata, en febrero. Aquella vez, el gobernador Axel Kicillof intercedió ante Alberto Fernández para que haya acuerdo. (Foto: prensa PBA)

Berni, que dijo sentirse “resignado” por la falta de apoyo de la Nación, dispuso unilateralmente la instalación de un nuevo destacamento lindante a la Autopista Ricchieri, en el que trabajará una unidad táctica de 100 efectivos. Masculló bronca y tomó nota de la respuesta de Villalba. En su entorno, donde alertan que no saben “cuántos gendarmes hay en la Provincia y dónde están”, explicaron que fue recibida como “una provocación”, ya que -sostienen- en el Comando Unificado (NdeR: la mesa a la que aludió Villalba) que se trazó en enero, luego del primer cruce, “tampoco hubo avances”. 

Entonces, cuando el periodista Luis Novaresio le consultó si recibía apoyo de Frederic, Berni no se calló: “No tengo ningún apoyo del Ministerio de Seguridad de la Nación. Nada”.

Sin embargo, advertido del rotundo respaldo que el Presidente le dio a Frederic ante cada cuestionamiento suyo, Berni dejó en claro que piensa que la decisión excede a la ministra. “No importa que seamos todos del mismo partido. Es la voluntad que tiene el Gobierno de no asistir a una provincia que está en una crisis de seguridad profunda y que no tiene material humano y tecnológico para afrontarla”. 

Más allá de las declaraciones de Berni, en la Provincia sostienen que no fue un reclamo planificado por el gobernador, quien desde que advirtió el conflicto, en diciembre pasado, hace equilibrio y opta por no confrontar con Nación, pero tampoco desautorizar a su funcionario, con quien en los últimos meses logró un nivel de entendimiento superior al que muchos pronosticaban en el arranque de la gestión.

Vale el repaso: fue Cristina Kirchner la que le aconsejó al gobernador el desembarco del que fue su secretario de Seguridad hasta diciembre de 2015. Pero Kicillof, con el paso de los meses, supo valorar aquella elección: “Cuando elegís a Berni, sabés que viene con su capacidad de trabajo y también con esa personalidad”, concedían en la Provincia antes de este nuevo conflicto.

Frederic, en tanto, guarda silencio. Aconsejada por su amiga y jefa de Gabinete, Cecilia Rodríguez, quien fue ministra de Berni en Nación, les anunció a sus colaboradores que no va a salir a contestar. “Que se pelee solo. La política de Seguridad no es andar con un arma en la mano, sino gestionar”, rezongó. 

De todos modos, desde Gelly y Obes (sede del ministerio nacional) rechazaron que no se vean desde marzo, cuando se impuso la cuarentena, como planteó Berni. “Estuvieron juntos el 20 de mayo, en una reunión en Olivos”, aseguraron. Y, en cambio, cuestionaron que Berni fue “a una sola reunión del Consejo de Interior”: “Vino a la primera en Tucumán y después envió a funcionarios de menor rango”.

Mirá también

En cuanto a las tropas que reclama Berni, remarcaron la necesidad de evaluar cada envío, en función de las prioridades y las necesidades de todos los distritos. “Las fuerzas federales en total tienen 90 mil efectivos; la Policía Bonaerense sola tiene 100 mil”, expusieron. “A la hora que Berni estaba pegándonos en la televisión, nosotros estábamos supervisando un operativo en Moreno, para cuidar a los bonaerenses”, completaron.

Berni que en más de una ocasión desafió el liderazgo de Alberto F. y dijo que en el oficialismo “la única que conduce es Cristina Kirchner”, mucho no se inquietó ante el eventual reproche de Kicillof, o el enojo que le hicieron llegar desde Presidencia tras el nuevo cruce con Frederic. 

A sus colaboradores que le preguntaron el porqué de su pronunciamiento público y la posibilidad de que pueda derivar en su salida, les repitió una frase que dijo en América: “A aquellos que miran para otro lado y quieren esconder la mugre debajo de la alfombra, la realidad los va a llevar puestos”.

PDL

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

CLip art of Flip Day 2 CLip art of Flip Day 1 CLip art of Flip Day 1