Elecciones en EE.UU.: ¿Cuál es la importancia del voto latino y cuántos pueden votar?



Los hispanos son la primera minoría étnica de Estados Unidos y un número récord puede votar este año en las elecciones del 3 de noviembre, lo que los convierte en un electorado clave para las campañas del presidente republicano Donald Trump y su rival demócrata Joe Biden.

Aquí, algunos datos sobre los votantes latinos, tomados de la Oficina del Censo, el Centro de investigaciones Pew y la consultora Latino Decisions.

La población hispana en Estados Unidos se estima en 60,6 millones de personas, un 18% del total, según datos de 2019. Y este año, una cifra récord de 32 millones de latinos están habilitados para votar.

Esto los vuelve la primera minoría racial y étnica del electorado, con 13,3% del total, frente al 7,4% de 2000.

México es el lugar de origen de la mayoría (61,9%). Le sigue muy de lejos Puerto Rico, un territorio estadounidense en el Caribe (9,7%, sin contar la población en la isla). En el resto, entre los de mayor porcentaje están Cuba (4%), El Salvador (3,9%) y República Dominicana (3,5%).

Los venezolanos son el grupo que más ha crecido en los últimos años entre los latinos en Estados Unidos, además de los guatemaltecos y hondureños.

Una cuarta parte de los votantes latinos habilitados son ciudadanos naturalizados.

Cinco estados tienen la mayor cantidad de votantes hispanos: California (7,9 millones), Texas (5,6 millones), Florida (3,1 millones), Nueva York (2,0 millones) y Arizona (1,2 millones).

Seguidores de Donald Trump en una marcha en Miami, a mediados de octubre. Foto: EFE

En Nuevo México, los latinos constituyen la mayor proporción de toda la población habilitada para votar (43%); en Florida, son el 20% del total.

En Estados Unidos, donde el voto no es obligatorio, estar habilitado para sufragar no significa que se registre para hacerlo, y que luego finalmente acuda a las urnas.

Alta abstención

La abstención de los latinos ha sido tradicionalmente alta. En la última elección presidencial, en 2016, se esperaba una participación récord, pero apenas fue del 47,6%, sin lograr superar el 48% de 2012, y por debajo del 49,9% de 2008.

Las elecciones de mitad de mandato de 2018 generaron un mayor entusiasmo entre los hispanos. Pero el temor al coronavirus y la falta de información sobre el voto por correo pueden frenar la participación de los hispanos, según encuestas.

Históricamente, los hispanos han votado más por los demócratas, identificados con el color azul, que por los republicanos, asociados con el rojo. Pero ahora tanto Trump como Biden pelean voto a voto por este grupo crucial.

El demócrata que más apoyo latino tuvo fue Bill Clinton en 1996 (73%); el republicano fue George W. Bush en 2004 (44%).

Una votante de Joe Biden, durante un acto en Doral, Florida, a fines de septiembre. Foto: AFP

En 2016, la demócrata Hillary Clinton cosechó el 66% del voto latino, frente al 28% del republicano Trump.

En Estados Unidos, el presidente y el vicepresidente se eligen por voto indirecto. Para ganar, un candidato debe obtener al menos 270 votos del Colegio Electoral. Salvo en dos estados (Nebraska y Maine), el candidato que obtiene la mayoría de votos se queda con todos los grandes electores del estado.

Los estados clave

Esto explica la importancia de los estados “pendulares”, donde las preferencias de los votantes oscilan entre republicanos y demócratas, frente a los estados “seguros”, donde un partido suele tener una gran ventaja frente al otro.

Según un sondeo de Voter Participation Center/Voto Latino, el voto hispano puede ser decisivo en seis estados cambiantes: Arizona, Florida, Carolina del Norte, Nevada, Pensilvania y Texas.

Los sondeos muestran a Biden liderando la carrera a nivel nacional con un 51% de la intención de voto, frente al 43% de Trump, según el promedio compilado por Real Clear Politics (RCP).

Entre los latinos, la ventaja en todo el país era aún más amplia en una reciente encuesta del Fondo Educativo NALEO y la consultora Latino Decisions: Biden recogía el 65% y Trump, el 24% a comienzos de octubre.

En Florida, un estado pendular clave donde el 20% del electorado es hispano, Biden supera a Trump por solo 1,6 puntos porcentuales, según el promedio de RCP.

Tres temas preocupan fundamentalmente a los votantes latinos, una población desproporcionadamente golpeada en términos de salud y finanzas por la pandemia del coronavirus: la economía (80%), la atención médica (76%) y la gestión de la covid-19 (72%).

Mirá también Mirá también

Fuente: AFP

CB

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *