El huracán Magnus Carlsen vuelve a jugar cara a cara al ajedrez después de 210 días y expone su invicto récord de 121 partidas



Magnus Carlsen no pierde una partida de ajedrez a ritmo pensado y clásico desde el 31 de julio de 2018. Así como se lee: no extiende su mano derecha en señal de abandono y reconocimiento al rival desde hace 796 días. Dos años, dos meses y cuatro días, pandemia de por medio, pasaron desde que el azerí Shakhriyar Mamedyarov lo venció con blancas en 57 movidas de una Defensa India de Rey, en el Festival de Biel. De ahí en adelante, el “huracán Magnus” fue implacable y construyó un invicto récord de 121 partidas. Un invicto que expondrá desde este lunes, cuando juegue en el primer supertorneo cara a cara aún con el coronavirus a pleno.

Stavanger, la cuarta ciudad más poblada de Noruega, país natal del titán de cachetes regordetes, será la sede de la octava edición del Norway Chess. Seis grandes maestros jugarán hasta el viernes 16 a dos rondas, todos contra todos. Sí, al fin cara a cara. Sí, sobre el tablero. Sí, moviendo las piezas blancas y negras con sus manos y no con el click del mouse. Ajedrez milenario. Ese en el que Carlsen es el rey por lejos.

La pandemia clausuró todo y los torneos de ajedrez no fueron la excepción. Explotó el mundo online, como demostró el informe especial de Clarín de julio pasado, y Carlsen también arrasó en la virtualidad, pero a ritmo rápido y blitz, los que más acostumbran a jugar los aficionados por Internet.

En Stavanger llegó el momento del primer torneo entre los top, con cuarentena incluida, un estricto protocolo sanitario y transmisión en vivo por televisión para los noruegos, fanáticos de su Magnus.

Carlsen lleva 210 días sin jugar una partida a ritmo clásico y cara a cara. No lo hace desde el 8 de marzo, en la última ronda de la Liga de Noruega, como primer tablero de su club Offerspill, frente a Manuel Ramírez Garrastacho. Fue el último de sus 40 triunfos en esta racha invicta inédita de 121 partidas, que incluye 81 tablas.

El récord de 111 juegos sin derrotas lo había logrado en enero con sus tablas ante el holandés Jorden Van Foreest en la cuarta ronda del tradicional Magistral de Wijk Aan Zee. Superó los 110 del ruso nacionalizado holandés Sergei Tiviakov en 2015, con 57 triunfos y 53 tablas, y del croata Bogdan Lalic en 2007, con 44 triunfos y 66 empates.

Nadie puede desbancar al número uno del ranking desde julio de 2011, hace 9 años y tres meses. Es campeón mundial a ritmo clásico desde noviembre de 2013, cuando le quitó el título a Viswanathan Anand en la mismísima India por 6,3 a 3,5. Y defendió tres veces su cetro: ante Vishy en 2014, ante el ruso Sergey Karjakin en 2016 y ante el ítalo-estadounidense Fabiano Caruana​ en 2018.

El noruego de 29 años es el dominador absoluto del ajedrez mundial, con 12 títulos en una década. Es que además de sus cuatro matches ganados por el reinado a ritmo clásico, logró tres títulos en ajedrez rápido (2014, 2015 y 2019) y cinco en “blitz” (2009, 2014, 2017, 2018 y 2019).

Carlsen terminó 2019 como campeón mundial de los tres ritmos a los que se juega al ajedrez. Y ahora, a volver a jugar cara a cara…

Partidas, protocolos y cuidados

Los seis grandes maestros de ajedrez, en sus mesas de juego del Norway Chess. Foto: @NorwayChess

El Norway Chess se iba a desarrollar del 1° al 13 de junio, pero pasaron cosas. Así es que Carlsen volverá jugar desde este lunes al ajedrez pensado, a ritmo clásico, cara a cara contra sus oponentes, lejos de la virtualidad.

A diferencia de los noruegos Carlsen (campeón defensor) y Aryan Tari, los cuatro grandes maestros restantes debieron hacer cuarentena en el Clarion Hotel Energy, la sede de la competencia, desde hace diez días. Allí están el armenio Levon Aronian, noveno del mundo, primer rival de Carlsen, quien jugará con negras, y los protagonistas de los demás duelos: Tari-Caruana (Estados Unidos; 2°) y Jan-Krzysztof Duda (Polonia; 15°)-Alireza Firouzja​ (Irán; 22°), quien está exiliado en Francia.

“Magnus y Aryan tendrán una clara ventaja. Los organizadores nos cuidan, pero será díficil mentalmente. No será fácil estar sentados todo el tiempo”, le dijo Aronian al periódico VG. Aunque reflejó la alegría por jugar cara a cara: “Estuve en la Bundesliga y es diferente a jugar online. Cuando nos vemos en el tablero, podés escuchar la respiración de tu oponente y ver sus reacciones. Esos factores lo hacen más excitante”.

No será obligatorio el barbijo, porque los jugadores fueron y serán testeados e hicieron cuarentena, pero el largo de las mesas se agrandó un metro. “Nos preocupa un resfrío. El coronavirus no es el único problema, porque un resfrío derivaría en cuarentena. Tendremos una habitación especial por si ocurre”, explicó el organizador Kjell Madland.

El estadounidense Fabiano Caruana y el noruego Magnus Carlsen estarán de nuevo cara a cara en el Norway Chess. Foto: @NorwayChess

No quieren dejar nada librado al azar, porque Stavanger tuvo 50 infectados en la última semana de septiembre, más de 4 veces que la semana anterior, el pico desde el comienzo de la pandemia. A cada gran maestro los proveen de tapabocas, elementos de higiene y hasta de su bicicleta particular.

En cada jornada, los jugadores tendrán dos horas en su reloj, más 10 segundos por movida desde la 40°. La victoria vale 3 puntos. Si hay tablas, prohibidas antes de las 30 movidas, se disputará un Armaggedon con los mismos colores: las blancas tendrán 10 minutos y las negras 7, con 3 segundos por movida desde la 41°. Quien gane sumará 1,5 punto y quien pierda, 1. En caso de tablas, la victoria será para las negras.

Habrá una bolsa de 194.000 dólares, con 75 mil para el campeón, 40 mil para el segundo y 17 mil para el último. La acción comenzará siempre a las 12 de la Argentina durante 10 rondas: cuatro de lunes a jueves, cuatro de sábado al martes 13 y las dos últimas rondas, el jueves 15 y el viernes 16. Se podrá seguir en la web oficial y en Chess24.com en español.

HS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

CLip art of Flip Day 2 CLip art of Flip Day 1 CLip art of Flip Day 1