Argentina se suma al desarrollo de una tecnología que logró neutralizar el coronavirus en pruebas de laboratorio


Investigadores del INTA y del Conicet lograron neutralizar el virus que causa el coronavirus con una tecnología que ya está disponible en el mundo, pero ahora logró ser desarrollada en la Argentina. El país es el primero de Sudamérica en desarrollarlo. En tanto, Estados Unidos, China, Suecia, Bélgica y otros países de Europa fueron los pioneros.

Se trata de nanoanticuerpos VHH derivados de llama y anticuerpos IgY derivados de la yema de los huevos de la gallina. El desarrollo científico fue presentado este lunes por los ministros de Agricultura y de Ciencia, Tecnología e Innovación, Luis Basterra y Roberto Salvarezza, junto con la presidenta del INTA, Susana Mirassou.

“Los ensayos de neutralización llevados a cabo tanto con pseudovirus como con el virus salvaje confirmaron que estas moléculas inhiben la infección viral provocada por el SARS-CoV-2, resultando tratamientos complementarios a las vacunas y otros métodos disponibles”, dijeron las autoridades.

Viviana Parreño, coordinadora científica del INTA y responsable del proyecto junto a Itatí Ibañez, investigadora del Conicet, explicó que “los nanoanticuerpos monoclonales recombinantes VHH y los anticuerpos policlonales IgY representan dos estrategias para el tratamiento preventivo y terapéutico de pacientes afectados de Covid-19”.

Los ensayos que demostraron la actividad neutralizante de las moléculas fueron inicialmente realizados en el laboratorio por Itatí Ibañez con pseudo partículas virales y, paralelamente, confirmados con el virus salvaje en el Servicio de Virosis Respiratorias del Instituto Nacional de Enfermedades Infecciosas (INEI) de la ANLIS-Malbrán.

Por su parte, Andrés Wigdorovitz, director de INCUINTA y de Bioinnovo SA, la empresa de base tecnológica formada por INTA y Vetanco SA, estimó que “en tres meses” se podrá contar con los ensayos preclínicos de los VHH e IgY neutralizantes en ensayos preclínicos en un modelo ratón para Covid-19″. Esa empresa, Boinnovo, tiene una capacidad instalada de 1.000 gallinas que pueden producir alrededor de 20 Kg de anticuerpos IgY por año.

La producción de los anticuerpos IgY parte de la inmunización de gallinas y su obtención de la yema de los huevos, tecnología que “permite producir grandes cantidades de anticuerpos de muy buena afinidad en corto tiempo”, ampliaron.

Los nanoanticuerpos y los anticuerpos IgY obtenidos podrán utilizarse como tratamientos preventivos y terapéuticos de Covid-19, aunque también son herramientas útiles para el desarrollo de métodos inmunodiagnósticos, entre otras aplicaciones.

PS

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *