Alertan por una nueva ola de dengue en el Conurbano con la llegada del calor



Mientras a nivel nacional continúa la lucha contra el coronavirus, las altas temperaturas alertan acerca de otra enfermedad viral que preocupa a los vecinos: el dengue. Y es que la llegada de la primavera impulsó a muchos de ellos a acondicionar las piletas de sus casas y prepararlas para retomar su uso en los días de calor. Sin embargo, en San Isidro, esta actividad generó intranquilidad en algunas personas que se animaron a exponer una situación peligrosa en las redes.

“Varias casas están desagotando el agua sucia en la vía pública y generando charcos en las veredas que pueden favorecer la transmisión del dengue”, denunció una joven en un grupo vecinal de Martínez. Inmediatamente los comentarios de otros vecinos de la localidad llegaron para hacer hincapié en estas pequeñas inundaciones que asustan a los que viven alrededor. Se trata de una contravención municipal, dado que ningún tipo de líquido puede arrojarse a la calle salvo el que se origina por las lluvias.

A modo de prevención y para evitar la proliferación del mosquito Aedes Aegypti, en el distrito ya se inició la campaña contra el dengue mediante operativos nocturnos de fumigación en todas las localidades sanisidrenses. En este sentido, el personal de Control de Vectores de Espacio Público sale todas las noches con un camión que permite cargar hasta 7.000 litros de preparación líquida y que puede fumigar unas 50 cuadras lineales con una capacidad de alcance de 50 metros.

Fumigación. Un camión recorre San Isidro para evitar la proliferación del mosquito en el distrito.

Desde el Municipio de San Isidro comentaron: “Esta acción es parte del programa de prevención contra el dengue que contempla campañas de concientización, colocación de trampas para mosquitos en sitios estratégicos y descacharrización en barrios”. Es que, además de encargarse de fumigar cada rincón del distrito, el personal municipal también busca eliminar los elementos que acumulen agua, tomando en cuenta que es el ambiente predilecto del mosquito transmisor del virus del dengue.

El trabajo en esta época de año resulta fundamental. El área responsable de los operativos señala: “La temporada de mayor índice de contagio de dengue se extiende entre diciembre y marzo, siempre y cuando la temperatura no continúe en niveles elevados durante los meses posteriores. Por lo que se estima que estos operativos se extenderán hasta mediados de abril”.

El desagote de las piletas preocupa a los vecinos de San Isidro.

Por su parte, el intendente de San Isidro, Gustavo Posse, remarcó: “Antes de que el brote epidémico llegue al país, en el Partido desde hace muchos años se trabaja intensamente con un programa preventivo con muy buenos resultados. Y lo vamos perfeccionando con incorporación de nuevas maquinarias con mejor tecnología”.

Transmisión de la enfermedad

El mosquito hembra del género Aedes Aegypti es el principal vector del virus del dengue. Se lo reconoce fácilmente por la presencia de manchas o lunares blancos en sus patas negras. El mismo se infecta con el virus al succionar sangre de una persona enferma: en el interior de su intestino el virus se replica y luego se extiende hasta las glándulas salivales en un período de de entre 8 y 12 días. Posteriormente, al picar a un humano susceptible, transmite la infección. Los síntomas del dengue son fuerte dolor de cabeza, dolores articulares y musculares, dolor abdominal y, a veces, fenómenos hemorrágicos. Como no existen vacunas para esta enfermedad, la principal medida de prevención es evitar la formación de criaderos de mosquitos (vectores de la enfermedad).

Recomendaciones para prevenir la enfermedad

Desde el Municipio de San Isidro difundieron una serie de recomendaciones para evitar la proliferación del mosquito transmisor que incluyen mantener el hogar limpio y sacar los residuos en el horario correspondiente; descacharrizar, eliminar o tapar recipientes que puedan contener agua estancada; poner boca abajo baldes, palanganas y bidones; descartar los recipientes sin uso y embolsar los residuos destruyendo las chatarras; mantener cloradas y limpias las piletas de natación (de material o lona); cambiar el agua día por medio de los floreros; aplicar repelente de mosquitos al estar al aire libre; usar mosquiteros en los domicilios; y vaciar colectores de desagües de aire acondicionado o lluvia.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA



Fuente >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *